Evangelismo

Ultimas fotos

jueves, 1 de junio de 2017

EL CORDERO DE DIOS

La vida de toda criatura está en la sangre. Yo mismo se la he dado a ustedes sobre el altar, para que hagan propiciación por ustedes mismos, ya que la propiciación se hace por medio de la sangre.
¡Aquí tienen al Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo!
La sangre del Cordero.


La preciosa sangre de Cristo, como de un cordero sin mancha y sin defecto.
Sin derramamiento de sangre no hay perdón.
La sangre de su Hijo Jesucristo nos limpia de todo pecado.
Entró una sola vez y para siempre en el Lugar Santísimo. No lo hizo con sangre de machos cabríos y becerros, sino con su propia sangre, logrando así un rescate eterno.


Así que, hermanos, mediante la sangre de Jesús, tenemos plena libertad para entrar en el Lugar Santísimo, por el camino nuevo y vivo que él nos ha abierto a través de la cortina, es decir, a través de su cuerpo;. Acerquémonos, pues, a Dios con corazón sincero y con la plena seguridad que da la fe, interiormente purificados de una conciencia culpable y exteriormente lavados con agua pura.
Uds. fueron comprados por un precio. Por tanto, honren con su cuerpo a Dios.


Lev.17:11 Jn.1:29 Ap.7:14 I P. 1:19 Heb.9:22 I Jn.1:7 Heb.9:12;10:19,20,22 I Co.6:20

No hay comentarios:

Publicar un comentario