Evangelismo

Ultimas fotos

martes, 2 de mayo de 2017

Las viudas

Padre de los huérfanos y defensor de las viudas es Dios en su morada santa.Salmo 68:5


Desde que comencé este libro para motivar, he tenido en mi mente a algunas oyentes que se me han acercado para contarme que quedaron viudas y me han dado una palabra especial a fin de valorar y disfrutar de nuestros cónyuges ahora que están vivos.
Sus palabras me conmovieron, pues estoy recién casada. Además, en varias oportunidades me dijeron lo mismo: «Disfruta a tu esposo, no pierdas el tiempo peleando por tonterías. Cuando se van, la soledad y la pérdida son demasiado duras».


Así que me quedé pensando y me dije: «¡Es cierto! ¿Para qué perder el tiempo en cosas que pueden arreglarse como amigos y más bien disfrutarse al máximo? A decir verdad, no sabemos los planes de Dios. Lo mejor sería envejecer y morir juntos. Sin embargo, la gran realidad es que siempre va a morir uno primero que el otro».
Lo que más me sorprendió es que estas mujeres perdieron a sus esposos de cuarenta y nueve años y cuarenta y cinco de un infarto, y quedaron viudas jóvenes y sus hijos sin padres.


Hoy doy reconocimiento a cada mujer que ha quedado solita y que se recupera de está perdida. Quizá ya lo sepas, pero no está de más que lo recordemos. Cuando se es viuda, eres más especial para Dios. En la Biblia hay catorce versículos donde Dios habla de los cuidados y el privilegio para estas mujeres.

No hay comentarios:

Publicar un comentario