Evangelismo

Ultimas fotos

jueves, 11 de mayo de 2017

Aprende algo del Reino de los Cielos


Hijo, aprende algo del Reino de los Cielos: …un rey preparaba las bodas de su hijo… por lo que mandó a sus servidores a llamar a los invitados a la fiesta. Pero éstos no quisieron venir… de nuevo envió a otros servidores con orden de decir a los invitados: “He preparado un banquete, ya hice matar terneras y otros animales gordos y todo está a punto. Vengan, pues, a la fiesta de la boda…” pero ellos no hicieron caso, sino que se fueron, unos a sus campos y otros a sus negocios… los demás tomaron a los servidores del rey, los maltrataron y los mataron… el rey se enojó y envió a sus tropas, que dieron muerte a aquellos asesinos e incendiaron su ciudad… después dijo a sus servidores: “El banquete de bodas sigue esperando, pero los que habían sido invitados no eran dignos… vayan, pues, a las esquinas de las calles e inviten a la fiesta a todos los que encuentren…” los servidores salieron inmediatamente a los caminos y reunieron a todos los que encontraron, malos y buenos, de modo que la sala se llenó de invitados… después entró el rey para conocer a los que estaban sentados a la mesa, y vio un hombre que no se había puesto el traje de fiesta… le dijo: “Amigo, ¿cómo es que has entrado sin traje de bodas?” el hombre se quedó callado… entonces el rey dijo a sus servidores: “Atenlo de pies y manos y échenlo a las tinieblas de fuera. Allí será el llorar y el rechinar de dientes…” en la boda solo entra el novio, la novia, el que invita y sus invitados… sepan que muchos son llamados, pero pocos son elegidos… recuerda que Yo te he elegido a ti y no tu a Mí, Jesús.


Confesión: Hoy declaro que respondo positivamente a todo llamado del Señor… reconozco que no soy digno para sentarme a Su mesa y que no estoy vestido con las obras de mi justicia para merecer estar en la posición que Él me da… sé que Él me viste con Su justicia y es Su amor el que hace todas las cosas favorables hacia mi… lo declaro en nombre de Jesús, Amén.


Referencia Bíblica: Mateo 22:2-14

No hay comentarios:

Publicar un comentario