Evangelismo

Ultimas fotos

viernes, 28 de julio de 2017

La palabra de Dios es medicina, es una luz a nuestro camino.

La palabra de Dios es medicina, es una luz a nuestro camino.



Feliz Viernes 



Feliz Viernes, este es el día de fin del trabajo

para algunos antes del fin de semana

y se hacen planes para salir de la rutina,

gracias a Dios por los días anteriores

que te permiten llegar a un Viernes

con entusiasmo por haber cumplido

algunas de tus metas,

dándote oportunidades hoy también

para hacer todo lo que te propongas

con la mejor actitud porque Dios

te da la fuerza que necesitas

y la alegría para seguir adelante.

Romanos 10

11 La Escritura dice: «Todo aquel que en él cree, no será defraudado»,12 porque no hay diferencia entre judío y griego, pues el mismo que es Señor de todos, es rico para con todos los que lo invocan; 13 ya que todo aquel que invoque el nombre del Señor, será salvo.
14 ¿Cómo, pues, invocarán a aquel en el cual no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien les predique? 15 ¿Y cómo predicarán si no son enviados? Como está escrito: «¡Cuán hermosos son los pies de los que anuncian la paz, de los que anuncian buenas nuevas!»
16 Pero no todos obedecieron al evangelio, pues Isaías dice: «Señor, ¿quién ha creído a nuestro anuncio?» 17 Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios.
18 Pero yo pregunto: ¿Acaso no han oído? Antes, bien,

«Por toda la tierra ha salido la voz de ellosy hasta los fines de la tierra sus palabras.»
19 También pregunto: ¿No ha conocido esto Israel? Primeramente Moisés dice:

«Yo os provocaré a celos con un pueblo que no es pueblo;con pueblo insensato os provocaré a ira.»
20 E Isaías dice resueltamente:

«Fui hallado por los que no me buscaban;me manifesté a los que no preguntaban por mí.»
21 Pero acerca de Israel dice: «Todo el día extendí mis manos a un pueblo desobediente y rebelde.»

Buenos Dias

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de viernes

jueves, 27 de julio de 2017

Buenas Noches

Resultado de imagen para buenas noches cristianos de jueves

Así como la raza de Israel

Hijo, así como los hijos de Israel se apartaron de todos los extranjeros que representaban al mundo y se presentaron ante Mí y confesaron sus pecados y las culpas de sus padres, tú y esta generación de Mis hijos asimismo, necesitan arrepentirse, reconocer donde han fallado y apartarse de sus malas decisiones……en la antigüedad Mi pueblo confesó sus pecados y sus líderes, dando el ejemplo, se postraron ante Mí en arrepentimiento…


…ellos reconocieron que ¡Yo Soy el Dios Único! reconocieron que hice los cielos, los cielos de los cielos y todo cuanto contienen, la tierra y todo lo que tiene, los mares y cuanto hay en ellos; reconocieron que Soy La fuente de la vida de todos, y entendieron que ante Mi se postra el ejército de los cielos……experimentaron Mi paciencia al perdonarlos de tantas idolatrías a pesar de haberlos salvado incontable cantidad de veces…


…pero Yo, por Mi inmensa ternura, no los abandoné y les di Mi buen espíritu para hacerlos sabios, no les negué la comida y les di agua para su sed……pero en cuanto recuperaban la paz, volvían a hacer el mal delante de Mí y de nuevo sufrían ante sus opresores y de nuevo clamaban a Mí, y Yo los escuchaba de lo alto del cielo…


…una y otra vez los perdonaba y volvían a pecar… pero en Mi inmensa ternura, no los hice desaparecer, no los abandoné, porque Soy un Dios lleno de piedad y de ternura……ahora, hijo, Yo Soy tu Dios, Yo, el Dios grande, Poderoso, siempre mantengo Mi alianza y Mi bondad, no seré insensible ante todas esas pruebas que han caído sobre ustedes y los líderes como no fui insensible con Mi pueblo en la antigüedad.Clamen a Mí… Yo les responderé como les respondí a ellos a pesar de todos sus pecados…Jesús.


Confesión: Hoy como ayer clamamos como hijos de Dios para que tengas compasión y sigas levantando líderes fieles para guiar a tu pueblo hacia Ti mismo… perdona nuestras rebeliones y pecados, perdona nuestras rebeldías, perdona nuestra indiferencia hacia Ti Señor y hacia el que sufre… perdona nuestro orgullo y vanidad… perdona nuestra falta de fe y amor… restáuranos como al principio y líbranos de nuestros enemigos internos y espirituales… lo declaramos en nombre de Jesús, Amén.


Referencia Bíblica: Nehemías Capítulo 9

Dios te habla

Si alguno está en Cristo, nueva criatura (nueva creación) es ; las cosas viejas pasaron, ahora han sido hechas nuevas.
2 Corintios 5:17


Yo hago algo nuevo, ahora acontece; ¿No lo perciben? Aun en los desiertos haré camino y ríos en los lugares desolados.
Isaías 43:19

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de jueves

EXTRAÑOS

«También a vosotros, que erais en otro tiempo extraños y enemigos por vuestros pensamientos y por vuestras malas obras, ahora os ha reconciliado». Colosenses 1: 21.

«EN OTRO TIEMPO». Allá, en los rincones más apartados de la ignorancia espiritual; en las sombras del alejamiento de Dios; en los páramos de la desesperación; cuando no conocíamos a Cristo; cuando, intentando ser felices a nuestro modo, peregrinábamos por caminos tormentosos que nos conducían a la muerte.


«En otro tiempo». Cuando llegaba la noche y no podíamos dormir, porque la culpa generaba un miedo espantoso de la soledad; cuando sentíamos un dolor extraño dentro del pecho, y no sabíamos definirlo.
A nosotros, que éramos extraños, porque nadie podía entender las incoherencias de nuestras acciones: sí, a nosotros, que estábamos controlados por la mente enemiga; a nosotros, Dios nos buscó y nos encontró, y nos reconcilió por la sangre de su Hijo. El versículo de hoy nos muestra que la raíz del sufrimiento es la mente enemiga: solo una mente enemiga puede maltratar la naturaleza de la forma que lo hace; solo una mente enemiga puede acabar con la fuente de los recursos naturales, llevado por la voracidad de la ganancia.


¿Cómo explicar, si no existiera la mente enemiga, que un adulto abuse de un niño? ¿Cómo entender la autodestrucción de un joven, dominado por las drogas? ¿Cómo justificar la agresión de un hombre a la mujer a la que prometió amar hasta la muerte ?


En vano intenta la psicología humana explicar los meandros intrincados del comportamiento humano; en vano trata la sociedad de reeducar a un delincuente: solo Dios tiene la solución para el problema del pecado, porque solo él puede transformar la mente enemiga.


El instrumento para hacerlo se llama reconciliación. En la persona de Jesús, somos traídos de vuelta a los brazos del Padre. Y ese día, la alocada carrera del ser humano llega a su fin. Ese día, no necesitas probar a nadie que eres lo que eres; ese día, simplemente te encuentras a ti mismo.Por eso hoy, sal de tu casa recordando la declaración de Pablo a los colosenses: «También a vosotros, que erais en otro tiempo extraños y enemigos por vuestros pensamientos y por vuestras malas obras, ahora os ha reconciliado».

FIDELIDAD A PESAR DE LA OPOSICIÓN

«Entonces les envié unos mensajeros con esta respuesta: “Estoy haciendo un trabajo muy importante y no tengo tiempo para ir a hablar con ustedes”». Nehemías 6: 3, PDT.

EL SEÑOR TIENE HOMBRES Y MUJERES aguardando, preparados para hacer frente a todas las demandas, a fin de que su obra sea preservada de toda influencia contaminadora. El Señor es honrado y glorificado, cuando el Espíritu Santo impresio na la mente de los siervos escogidos por Dios como dptos para hacer su obra, y ellos respondan diciendo: «Heme aquí, envíame a mí» (Isa. 6: 8). […]


Nehemías demostró ser un hombre a quien Dios podía usar para derribar los principios falsos y restaurar los verdaderos; y Dios lo honró. El Señor empleará en su obra a los que sean tan leales como el acero a los principios, y que no se dejen apartar por las añagazas de los que han perdido su visión espiritual.Nehemías fue elegido por Dios porque estuvo dispuesto a cooperar con el Señor como restaurador. Se emplearon falsedades e intrigas intentado pervertir su integridad, pero él no se dejó entrampar.


Rehusó dejarse corromper por las maquinaciones de gentes sin principios, a quienes se les pagaba para que alcanzaran fines malvados. Nehemías no se dejó intimidar ni arrastrar a la cobardía.Cuando Nehemías vio que se ponían en práctica principios erróneos, no permaneció a un lado como mero espectador, ni consintió mediante el silencio. No permitió que el pueblo llegara a la conclusión de que él estaba de parte del error.


Tomó una actitud firme e inquebrantable a favor de lo recto. No cedió en un ápice de influencia Para pervertir los principios que Dios había establecido. Cualquiera sea la conducta que quisieran seguir los demás, él estaba en condiciones de decir: «No hice nada incorrecto Por temor del Señor». En su obra, Nehemías mantuvo siempre en vista la honra y la gloria de Dios.

CONTADO POR JUSTICIA

Por qué piensas que Pablo apela primeramente a Abraham al recurrir a las Escrituras para validar su mensaje evangélico? (Gál. 3:6).


Abraham era un personaje central en el judaísmo. No solamente era el padre de la raza judía, sino también los judíos en tiempos de Pablo lo veían como el prototipo de cómo debería ser un verdadero judío. Muchos no solamente creían que su característica distintiva era la obediencia, sino también que Dios había declarado justo a Abraham por causa de esa obediencia.
Al fin y al cabo, Abraham había abandonado su patria y su familia, aceptó la circuncisión, y hasta estuvo dispuesto a sacrificar a su hijo por mandato de Dios.

¡Eso es obediencia! Al insistir con la circuncisión, los oponentes de Pablo evidentemente argumentaban en esta misma dirección.Sin embargo, Pablo les vuelve su propio argumento en contra al apelar a Abraham (nueve veces en Gálatas) como un ejemplo de fe más que de obediencia a la Ley.


Considera la cita de Pablo de Génesis 15:6. ¿Qué significa cuando dice que la fe de Abraham le fue “contada por justicia”? (Ver también Rom. 4:3- 6, 8-11, 22-24.)Mientras la “justificación” era una metáfora tomada del mundo legal, la palabra contado o considerado es una metáfora extraída del área de los negocios. Puede significar “acreditar”, o “colocar algo a cuenta de uno”. No solamente se usa enGálatas 3:6 en relación con Abraham, sino tambíen aparece once veces más en conexión con el mismo patriarca.


Algunas versiones de la Biblia traducen esta palabra como contado, considerado, o imputado.Según la metáfora de Pablo, lo que se coloca en nuestra cuenta es la justicia. Sin embargo, la pregunta es: ¿sobre qué base Dios nos cuenta como justos? Ciertamente, no puede ser sobre la base de la obediencia, a pesar de lo que afirmaban los oponentes de Pablo.


No importa qué dijeran sobre la obediencia de Abraham, las Escrituras dicen que fue por causa de la fe de Abraham que Dios lo contó como justo.
La Biblia es clara: la obediencia de Abraham no era la base de su justificación; de hecho, era el resultado. Él no hizo las cosas que hizo para ser justificado; las hizo porque ya había sido justificado. La justificación lleva a la obediencia, y no viceversa.


Medita en lo que significa esto: que eres justificado no por algo que haces sino solamente por lo que Cristo ha hecho por ti. ¿Por qué estas son nuevas tan buenas?¿De qué manera puedes aprender a hacer tuya esa verdad; es decir, a creer que se aplica a ti, personalmente, más allá de tus luchas, tu pasado, e incluso tu presente?

MÁS LUZ

«Cristo conocía la situación de esta mujer. Él sabía que ella anhelaba verle, y se colocó en su camino. Ayudándola en su aflicción, él podía dar una representación viva de la lección que quería enseñar. Para esto había traído a sus discípulos. Deseaba que ellos viesen la ignorancia existente en las ciudades y aldeas cercanas a la tierra de Israel. El pueblo al cual había sido dada toda oportunidad de comprender la verdad no conocía las necesidades de aquellos que le rodeaban. No hacía ningún esfuerzo para ayudar a las almas que estaban en tinieblas. El muro de separación que el orgullo judío había erigido impedía hasta a los discípulos sentir simpatía por el mundo pagano. Pero las barreras debían ser derribadas» 

Podemos estar ciegos ante las necesidades de las personas que nosrodean a causa de nuestros prejuicios.Trata de identificar algunos prejuicios que tengas contra los demás. Los prejuicios a menudo pueden ser inconscientes. Lee la Biblia y pídele a Dios que te ayude a identificar esos prejuicios y que te ayude a eliminarlos, asimismo pídele que te revele las necesidades de aquellas personas contra las cuales has estado prejuiciado.

HIJOS DEL TRUENO

“El que me obedezca vivirá tranquilo, sosegado y sin temor del mal”. Proverbios. 1:33, NVI.


Hoy quiero hablarte de dos hijos del trueno: Pablo y Sergio. Los conocí en la universidad; estudiaban Arquitectura. Eran tan famosos, que todo el mundo los llamaba “pase”; nadie quería cruzarse en su camino. Masticaban chicle, y lo arrojaban después desde las ventanas a la cabeza de la gente. ¿Te imaginas eso, con la edad que tenían? Un día, en la cafetería, uno pidió una empanada de queso, pero al morderla, se dio cuenta de que era de carne. ¡Para qué queremos más! Se armó tremendo problema: gritos y más gritos, y varios días de suspensión para los dos.


Otro día, estando afuera de la universidad, Sergio se dio cuenta de que un joven le decía algo a su hermana. Sin saber siquiera qué le había dicho, los dos “pase”le cayeron a golpes. Cuando el joven les explicó que solo le había dicho que era muy bonita, le pidieron disculpas. Pablo y Sergio llegaban tarde a clase, y rogaban a los profesores que no les registraran la tardanza. No me preguntes cómo, pero… ¡lo conseguían! Una vez se celebró un evento especial en la universidad, y ellos fueron los presentadores. Todos nos preguntábamos: “¿Cómo les dieron ese privilegio, siendo tan conflictivos?”.


Entre los discípulos de Jesús, hubo dos a quienes se conocía como “hijos del trueno”. Ya te puedes imaginar cómo eran. Se llamaban Santiago y Juan, y eran hermanos. Puedes leer acerca de ellos en Marcos 3. Ellos querían ser los más poderosos en la Tierra Nueva. Cierta vez, dijeron a Jesús por qué no hacían descender fuego del cielo, para que consumiera a unos samaritanos que no habían querido darles alojamiento (ver Luc. 9:51-55).


A pesar de estos rasgos de carácter tan difíciles que tenían los dos hermanos, Jesús los eligió para que fueran sus discípulos, porque sabía lo que podían llegar a ser, si eran transformados por el amor de Dios.Tal vez tú eres un hijo o una hija del trueno, y crees que no puedes cambiar, que quizás sea demasiado tarde para ti. ¡Pero no lo es! Santiago y Juan cambiaron, siendo mucho mayores que tú. jesús los transformó, al igual que puede transformarte a ti, si se lo pides. ¿Qué te parece si se lo pides ahora mismo?

Buenas Tardes

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de jueves

No hay una ofrenda mayor que pueda ofrecérsele

No hay una ofrenda mayor que pueda ofrecérsele. ¿Y qué más puede añadir David hablando contigo? Pues tú conoces a tu siervo, Señor Jehová. 2 Samuel 7: 20


Dios está buscando un pueblo que deje a un lado apellidos, clase, posición, fama y se humille delante de Él; que reconozca su condición de siervo para poder servir con excelencia. Pero a veces se nos hace difícil tomar esa posición porque estamos llenos de paradigmas que nos impiden tener esta actitud.
Cuando tomamos la posición de siervos nos hacemos esclavos por amor, entendiendo que no hay una ofrenda mayor que pueda ofrecérsele. Cristo se despojó de toda Su gloria y se hizo hombre como nosotros para servirnos, dándonos una gran lección de humildad.


No podemos pensar que si nos humillamos perdemos nuestros derechos. Al contrario, cuando lo hacemos nos enaltecemos delante de Él porque estamos obedeciendo Su Palabra. Por eso, no nos dejemos llevar por el orgullo que impide que seamos verdaderos servidores de Cristo y de Su Iglesia.


La recompensa es grande para el que vive humillado delante de Su Presencia. David era pastor de ovejas. Para sus hermanos era lo peor que podía hacer hasta tal punto que lo denigraron, pero David tenía un corazón para servir a Dios y nunca menospreció el trabajo que hacía. Al contrario, su corazón estaba para adorarlo. Por eso pasó de un corral al Palacio, de ser pastor a ser rey y de cuidar ovejas a cuidar toda una Nación.

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de jueves

TU CASA TE SIGUE, Y SE LEVANTA

“13 Y os di la tierra por la cual nada trabajasteis, y las ciudades que no edificasteis, en las cuales moráis; y de las viñas y olivares que no plantasteis, coméis. 14 Ahora, pues, temed a Jehová, y servidle con integridad y en verdad; y quitad de entre vosotros los dioses a los cuales sirvieron vuestros padres al otro lado del río, y en Egipto; y servid a Jehová. 15 Y si mal os parece servir a Jehová, escogeos hoy a quién sirváis; si a los dioses a quienes sirvieron vuestros padres, cuando estuvieron al otro lado del río, o a los dioses de los amorreos en cuya tierra habitáis; pero yo y mi casa serviremos a Jehová.” Josué 24:13-15

Dentro de esta declaración de Josué, ocurren tres cosas al decir “…yo y mi casa serviremos a Jehová” que debes tener presente para tenga valor en tu vida. Josué, como preámbulo a esta declaración, en los versículos 1 al 13, hace un llamado al pueblo a recordar las grandes misericordias de Dios. Lo primero que Dios hace en este preámbulo es comenzar a recordarles todo lo que Él había hecho por ellos. En los hogares, hoy, se pierde la influencia para llevar a familiares a los caminos del Señor, porque todos se acostumbran a tener éxito, a progresar, a tener victorias, y no dejan en claro que, lo que tienen, lo tienen gracias a Jehová.

Enfatizan a sus hijos los estudios, enseñándoles que, si estudian, tendrán mejores oportunidades, y es cierto, pero olvidan decirles que no importando los estudios que tengan, quien les dará la victoria, más allá de los estudios, es el Dios Todopoderoso. Olvidan orar por los alimentos en cada desayuno, almuerzo y cena. Esto parece ser tan simple, pero es importante, en lo poco que hagamos, dejarles saber a nuestros hijos que, lo que están comiendo, no es meramente fruto del trabajo, sino de la bendición de Dios sobre ellos. Hay que dejarles saber que, aun la casa que tienen, por sencilla que sea, también se las ha dado Dios, que sus talentos se los dio Dios. Hay que poner la conciencia de oración en los corazones de tus hijos, para que sepan que todo proviene de Dios y que, si piden al Padre, creyendo, Él les proveerá. Que desde pequeños tengan la experiencia de recibir algo que le hayan pedido a Dios para que entiendan que la oración trae buenos resultados.

Comienza poco a poco, a dejarle saber a tu familia, aunque te digan loco al principio, a recordarle todo el tiempo que todo lo que tienen se los ha dado el Señor. Comienza a orar y que te vean orando, que cuando recibas tu salario, te vean darle gloria al Señor. Cuando vayas a la casa de Dios, lleva tu ofrenda, preséntate delante del Señor y déjales saber a todos que, lo que tienes, es por causa de lo que Dios ha hecho en tu vida. Si quieres que tu casa le sirva a Dios, encárgate de recordarles y de que sepan que, lo que tienen, viene de parte de Él.

Lo segundo que se ve dentro de esta declaración es que Josué, un líder, le hace un llamado al pueblo a escoger a quién servir. Habrá momentos en la vida dónde sentirás la presión del mundo, y tendrás que pararte firme, aceptar el llamado de servir a Jehová, y decir: Escojan a quién servir, pero yo y mi casa vamos a servir a Jehová. Tiene que levantarse un líder en el hogar. Tal vez, si eres dama, pensarás: Es que mi esposo no es creyente; pero, en ese caso, la líder espiritual eres tú. Eres tú la que tienes que comenzar a declararlo a viva voz, intentando no imponerte porque, cuando intentas obligar a tu cónyuge, a tus hijos, sin darte cuenta, pierdes. Comienza diciendo: Yo voy a servirle a Dios, en esta casa vamos a servirle a Dios, voy a hacer todo lo posible por agradar a Dios. Te darás cuenta que, cuando empiezas contigo, la influencia espiritual que ejerces en ese hogar se irá repartiendo poco a poco a los demás. Debes tener paciencia, Dios obra en cada familiar a su propio tiempo, pero puedes tener la seguridad de que Él ha comenzado a trabajar con los tuyos. Mientras esperas, muéstrales a quién tú le sirves, a través de tus decisiones, a través del escogido de tus palabras, de tus emociones, de tu reacción a los problemas, porque todo esto les demostrará tu decisión de servir a Dios. Les vas a demostrar, a través de tu ejemplo y de cómo tus acciones están trayendo bendición a tu vida y también a la de ellos. El decir “yo y mi casa”, está gramáticamente incorrecto, pero Josué lo dice porque sabía que, haciendo él primero, su casa le seguiría.

Lo tercero que sucede, es que Josué comienza a provocar que el pueblo tenga que tomar compromisos. Josué se compromete primero, pero luego intenta que el resto del pueblo se comprometa, con actos de compromiso con el Señor; que el pueblo haga cosas que demuestren que de verdad aman a Dios.

Para poder llegar a comprometerte, tienes que pasar por un proceso. Muchos en el hogar no han tenido la fe suficiente, ni el compromiso para ver la transformación de su casa. Quieren el compromiso de su conyugue, de sus hijos, quieren que vayan a la iglesia, que sirvan a Dios, sin antes modelarles ese compromiso. Comienza a mostrar tu compromiso, tomando decisiones concretas y completas en tu vida, que les deje saber a los tuyos cuál realmente es tu convicción. Así comenzarás a ver cómo poco a poco tu casa te sigue y se levanta, en el nombre de Jesús.

El Poder de la Oración



Ana, nos mostró que el poder la oración puede lograr que una mujer anciana pueda dar a luz a un hijo. Elías oró y descendió fuego del cielo. Jonás oró y fue libre del pez que le había tragado.


Es impresionante recordar o conocer estas historias que reflejan el poder que hay en la oración de fe, genuina y sincera, con ella podemos derribar a los gigantes que afligen nuestra vida.
Dios promete estar atento a nuestras oraciones, “Es cierto, pídanme cualquier cosa en mi nombre, ¡y yo la haré!” Juan 14:14 (NTV), podemos acercarnos.
Es cierto que para muchos es difícil hacer de la oración un estilo de vida, al enemigo no le agrada que pasemos tiempo con nuestro Padre por ello utilizará sueño, cansancio, problemas, tristezas y otras cosas para que no podamos tener tiempos de oración y lamentablemente, muchos caemos en su trampa, en lugar de doblar rodillas en una situación difícil nos dedicamos a lamentarnos.


Jesús enseñó a sus discípulos acerca de la importancia de la oración (Lucas 18) pues conocía el valor de estar en contacto con su Padre.


Hablar con nuestro Padre, no es una opción sino una necesidad, quién ama a una persona pasa tiempo con ella y si amamos a Dios debemos pasar tiempo con Él en oración, "Mi corazón te ha oído decir: «Ven y conversa conmigo». Y mi corazón responde: «Aquí vengo, Señor»" Salmos 27:8 (NTV).


Quizás estás pasando por un tiempo complicado y doloroso y orar te es difícil, pero es justamente en esos momentos cuando debes aprender a depender de Dios. La Palabra nos dice que los problemas no deben llevarnos a la preocupación sino a la oración, “No se preocupen por nada; en cambio, oren por todo. Díganle a Dios lo que necesitan y denle gracias por todo lo que él ha hecho” Filipenses 4:6 (NTV)


¿Has experimentado el poder de la oración?
Cuando pasamos un tiempo con Dios encontramos paz, consuelo, fortaleza, fuerza, etc. si no has tenido la oportunidad de disfrutar de los beneficios de la oración, te animo a que puedas doblar rodillas y tener esa experiencia íntima.


Feliz Jueves




Feliz Jueves de éxito


Este jueves es un día 


lleno de bendiciones,


espero que tengas éxito, que trabajes


con buen ánimo, que tengas tiempo


para hacer todo lo que tenías preparado.


Da gracias a Dios por darte


un Feliz Jueves, una oportunidad más


para ver sus maravillas,


para agradecer por todos sus beneficios 


y para compartir con otros 


de tus muchas bendiciones.

Romanos 10

10 Hermanos, ciertamente el anhelo de mi corazón, y mi oración a Dios es por la salvación de Israel, 2 porque yo soy testigo de que tienen celo por Dios, pero no conforme al verdadero conocimiento. 3 Ignorando la justicia de Dios y procurando establecer la suya propia, no se han sujetado a la justicia de Dios, 4 pues el fin de la Ley es Cristo, para justicia a todo aquel que cree.
5 Moisés escribe así de la justicia que es por la Ley: «El hombre que haga estas cosas vivirá por ellas.» 6 Pero de la justicia que es por la fe, dice así: «No digas en tu corazón: “¿Quién subirá al cielo?” (Esto es, para traer abajo a Cristo.) 7 Ni digas, “¿quién descenderá al abismo?” (Esto es, para hacer subir a Cristo de entre los muertos.)» 8 Pero ¿qué dice?: «Cerca de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón.» Ésta es la palabra de fe que predicamos: 9 Si confiesas con tu boca que Jesús es el Señor y crees en tu corazón que Dios lo levantó de entre los muertos, serás salvo, 10 porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación.

Buenos Dias

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de jueves

miércoles, 26 de julio de 2017

Buenas Noches

Resultado de imagen para buenas noches cristianos de miercoles

Oración Por Bendición Económica y Trabajo

A continuación haremos una breve introducción a las promesas bíblicas de provisión de Dios para nuestra economía y luego una serie de oraciones y declaraciones bíblicas de fe para recibir la bendición de Dios.


La palabra de Dios nos enseña que no debemos angustiarnos en cuanto a nuestros recursos económicos, ya que el Señor sabe de qué cosas tenemos necesidad.
Jesús dijo en Mateo 6 versículo 31 y 32:


“Así que no se preocupen por todo eso diciendo: “¿Qué comeremos?, ¿qué beberemos?, ¿qué ropa nos pondremos?”. Esas cosas dominan el pensamiento de los incrédulos, pero su Padre celestial ya conoce todas sus necesidades. Busquen el reino de Dios por encima de todo lo demás y lleven una vida justa, y él les dará todo lo que necesiten”.


Este texto nos habla de rendir nuestra vida a Dios, ponerlo en primer lugar en todo y así estar tranquilos que el Señor suplirá para todas nuestras necesidades. También Jesús nos enseñó que debemos pedir para recibir.


En Mateo 7 del versículo 7 al 11 dice:
“Sigue pidiendo y recibirás lo que pides; sigue buscando y encontrarás; sigue llamando, y la puerta se te abrirá. Pues todo el que pide, recibe; todo el que busca, encuentra; y a todo el que llama, se le abrirá la puerta. Ustedes, los que son padres, si sus hijos les piden un pedazo de pan, ¿acaso les dan una piedra en su lugar? O si les piden un pescado, ¿les dan una serpiente? ¡Claro que no! Así que si ustedes, gente pecadora, saben dar buenos regalos a sus hijos, cuánto más su Padre celestial dará buenos regalos a quienes le pidan”.


Basados entonces en estas promesas, repitamos juntos al Señor esta oración.
“Padre Celestial, venimos ante ti rindiendo nuestra vida, sabemos que no debemos preocuparnos por nada, ya que nos amas y nuestra vida está en tus manos.


Te pedimos perdón si hemos usado mal el dinero, si hemos gastado en cosas innecesarias o hemos sido negligentes en nuestros trabajos y proyectos.
Te proclamamos como el proveedor de todas nuestras necesidades. Te pedimos que nos des una abundante cosecha de todo lo que hayamos sembrado.
Recibimos ahora la abundancia del reino de los cielos, las riquezas y la provisión para tener todo lo necesario.


Ayúdanos a vivir sin deudas, a poder administrar nuestro dinero con sabiduría. Damos la bienvenida el Espíritu Santo a todas nuestras fuentes de ingreso. Declaramos que solo tu Señor, eres quien nos da el poder para hacer las riquezas.
Reprendemos toda obra del diablo que quiera robar nuestro dinero por medio de gastos innecesario y pérdidas en nuestro bienes y finanzas.
Echamos fuera todo espíritu de pobreza y escasez en el nombre de Jesús.
Cubrimos con la preciosa sangre de Cristo todos nuestros bienes y recursos.
Protege Señor todas las bendiciones que nos has dado para que nada se pierda, ni sea malgastado.


Quebramos, rompemos y echamos fuera toda maldición generacional de pobrezas, deudas y escasez en nuestras vidas y familias. Desatamos la abundante bendición del cielo en todas las áreas de nuestras vidas.
Te pedimos padre la restitución y restauración de todo dinero o recurso perdido. El trabajos es una bendición que viene de tu mano Señor. Tu palabra nos promete como a Josué que seremos bendecidos en todo lo que emprendamos, por eso ahora declaramos que todo lo que emprendamos prosperará.


Desatamos en el nombre de Jesús cosechas al ciento por uno.
Somo bendecidos en el nombre de Jesús en todas nuestras actividades y trabajos.
Desatamos aumento en nuestras ventas, nuevas estrategias divinas para crecer. Mejora y excelencia en nuestro productos y servicios.
Bendecimos las ideas, la planificación y todo recurso necesario para crecer y multiplicarnos.


Recibimos la bendición de abundancia que le has dado a tu siervo Abraham, Isaac y Jacob. Nuestra vida está en Cristo y no viviremos en crisis, sino en la vida abundante que fue desatada en nosotros por la sangre de Cristo.
Declaramos que viene un nuevo tiempo a nuestras vidas y familia, tiempo de gozo, abundancia, refrigerio y crecimiento sin límites en todo lo que hagamos. Creemos, recibimos y pedimos todo esto en el poderoso nombre de Jesús. Amén

PROVISIÓN TE VA A PERSEGUIR

Muchos cristianos le piden a Dios confirmación tras confirmación, y están esperando señales para tomar acción. Cuando oran, se obsesionan tanto por recibir una respuesta que comienzan a ver señales y símbolos en todo. ¿Sabes cuánta gente ha cometido errores por seguir las señales incorrectas y por pensar que las señales son instrucciones?

Hay gente que toma las señales como órdenes de Dios, y salen a hacer cosas en su vida en los momentos equivocados. Cuando Dios da una instrucción, y tú comienzas a caminar en obediencia, Él pone señales en el camino que te dejan saber que vas por el camino correcto. No puedes hacer de esas señales la orden completa de Dios porque, más adelante, encontrarás otra señal que hará que las cosas cambien.

Lo que Dios siempre ha buscado del hombre ha sido su obediencia. Noé tuvo que obedecer para construir el arca, para entrar en ella y para salir. No cometas el grave error donde, después de obedecer para construir y para entrar en aquello que construiste, no obedezcas a Dios para salir, porque esto empeorara tu vida.

Tienes que saber que, en medio del diluvio, en medio de tus problemas, Dios te va a enviar señales, pero hasta que Dios no te diga muévete, sal ahora, no te puedes mover. No te puedes mover hasta que no esté esa voz clara en tu interior, Dios hablándote y Dios diciéndote: Por aquí es que vas, esto es lo que vas a hacer. Esto mismo sucedió con Abraham, cuando Dios le dio la instrucción de que sacrificara a Isaac.

“2 Y dijo: Toma ahora tu hijo, tu único, Isaac, a quien amas, y vete a tierra de Moriah, y ofrécelo allí en holocausto sobre uno de los montes que yo te diré. 3 Y Abraham se levantó muy de mañana, y enalbardó su asno, y tomó consigo dos siervos suyos, y a Isaac su hijo; y cortó leña para el holocausto, y se levantó, y fue al lugar que Dios le dijo. 4 Al tercer día alzó Abraham sus ojos, y vio el lugar de lejos.” Génesis 22:2-4

Abraham salió a sacrificar a Isaac porque tenía en claro la instrucción que Dios le había dado. En estos versos, se muestra que Dios no le dijo el monte en el que haría el sacrificio, pero le dijo que, en el camino, le dejaría saber. En su caminar, al tercer día, Dios le hizo entender a Abraham cuál era el monte donde debería sacrificar a su hijo. Cuando se preparaba para subir al monte, lo único que toma es la leña y el cuchillo. Isaac le pregunta: ¿Dónde está el cordero para el holocausto? Y Abraham le contesta: Dios proveerá. Cuando se preparaba para sacrificar a Isaac, Dios le dijo que no lo hiciera y le proveyó el carnero, que se encontraba a sus espaldas, para sacrificar en su lugar. El carnero estaba a sus espaldas porque la provisión nunca está delante; si lo estuviera, te moverías por tu fe en la provisión y no por fe en el Dios de la provisión. Aunque Dios no le dijo el plan y cómo se ejecutaría, Abraham hizo lo que tenía que hacer, siguió las instrucciones de Dios paso a paso, y Dios proveyó. Así que, en el momento en que recibas una instrucción de parte de Dios, lleva lo necesario que tienes a la mano y sal caminando, Dios proveerá el resto.

Noé, al igual que Abraham, hizo lo que Dios le dijo que tenía que hacer, sin saber qué le esperaría al salir de aquella arca; siguió la voz de Dios, una instrucción a la vez. La gente que hace lo que tiene que hacer, sabiendo que Dios es quien va a proveer, es la que se atreve a entrar en espacios vacíos. La gente que entra en espacios vacíos sabe que tiene que salir primero de donde está, aunque no tenga nada, porque saben que pronto llegará todo lo necesario. La provisión y la multiplicación ocurren por obediencia. Dios te envía las señales para que, al obedecer, sepas que vas por el camino correcto.

Atrévete a obedecer a Dios. Cuando obedezcas a Dios, tendrás suficiente para ir al altar, honrar a Dios y llenar la tierra. Aprende a obedecer la instrucción de Dios, sabiendo que la obediencia cuesta, y deja de emocionarte tanto por señales. Debes atreverte a salir primero, y dejar que la provisión te persiga a dondequiera que tú vayas. Aunque no veas todo arreglado, cuando obedeces a Dios, podrás ver las cosas desde una perspectiva diferente, desde un lugar alto.

Dios estará contigo, llenando todos los espacios vacíos y, en el proceso, verás su provisión detrás de ti. Dios va a multiplicar en tu vida, Dios va a traer provisión sobrenatural. Atrévete a comenzar a caminar en esa página en blanco, y deja que Dios supla cada necesidad. No es fácil, y siempre llega la duda, pero cada vez que tú das un paso, Dios se muestra fiel a tu vida. Saldrás, hoy, con el oído afinado para escuchar la próxima instrucción de Dios y tener la victoria que Él te prometió. Obedece su voz, y provisión te va a perseguir dondequiera que tú vayas, en el nombre de Jesús.

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de miercoles

DIOS BENDICE AL CORAZÓN HUMILDE

El corazón orgulloso cree que puede manejar cualquier situación o problema confiando solamente en sus capacidades y no en Dios. Si antes orábamos y nos encomendábamos en las manos del Creador ante cualquier desafío o situación del diario vivir, es probable que al pasar el tiempo ya no confiemos el asunto al Señor pues sentimos que hemos crecido o madurado y nuestro orgullo nos hace creer que podemos ser autosuficientes.


El orgullo es una mala semilla que puede crecer en forma desmedida si no la arrancamos a tiempo. Con respecto al pecado puede llegar a justificarlo en alguna forma, no aceptando responsabilidad. El rey Saúl tenía una opinión elevada de sí mismo. Esto lo llevo a tener actitudes desagradables ante Dios. El señor lo envió a librar una batalla contra los filisteos pero le aclaro que después de vencerlos no tomara botín de los mismos. Él no lo hizo así. Cuando el profeta Samuel lo confronto respondió que los animales que había tomado eran para ofrecer sacrificio a Dios. “Y Saúl respondió: De Amalec los han traído; porque el pueblo perdonó lo mejor de las ovejas y de las vacas, para sacrificarlas a Jehová tu Dios, pero lo demás lo destruimos”1 Samuel 15.15.

 

 
Sus palabras estaban llenas de orgullo. Quiso justificar su mal accionar. A causa de esto Saúl fue desechado.Cuando este mal toma control del corazón, vemos la manera de desobedecer al Señor, al ser descubiertos, tratamos de justificar nuestro mal proceder argumentando que teníamos intenciones valederas y razonables para hacer lo que hicimos.


David, el siguiente rey de Israel tenía otro corazón. Espero pacientemente su reinado, no se sublevo, a pesar de haber sido ungido como tal mientras Saúl todavía estaba en el trono. Soporto celos, ira, traición de parte de este, pero no se vengó, aun cuando tenía la capacidad de hacerlo. No permitió que el orgullo dominara su vida. Supo esperar en Dios.


Luego en su reinado, cometió adulterio con la esposa de otro hombre, pero al ser confrontado por el profeta Natán, inmediatamente se arrepintió y se humillo ante Dios.”Entonces dijo David a Natán: Pequé contra Jehová. Y Natán dijo a David: También Jehová ha remitido tu pecado; no morirás.” 2 Samuel 12.13
Los pecados de David fueron perdonados por el Señor, en cambio el orgullo de Saúl lo llevo a la ruina. Examinemos nuestro corazón a la luz de Dios, eliminemos cualquier indicio de orgullo. Si hemos pecado, humillémonos ante el señor en confesión y arrepentimiento sincero, y así como David seremos perdonados y restaurados.


“Examíname, oh Dios, y conoce mi corazón; Pruébame y conoce mis pensamientos; y ve si hay en mí, camino de perversidad, y guíame en el camino eterno. Salmo 139.23-24

¿Es su Salvador o su Juez?

En el día en que Dios juzgará por Jesucristo los secretos de los hombres, conforme a mi evangelio.Romanos 2:16


Ha establecido un día en el cual juzgará al mundo con justicia, por aquel varón a quien designó, dando fe a todos con haberle levantado de los muertos.Hechos 17:31


Varias veces la Biblia anuncia que Dios juzgará a los hombres. Esta perspectiva tal vez nos atemorice; quizás intentamos persuadirnos de que no es posible. ¿Y si fuera cierto? ¿Cómo podemos prepararnos para ese día?
La Biblia nos da la respuesta: pídale a aquel que un día será su Juez, que sea ahora su Salvador. Un día Jesús será el Juez de todos, pero ahora es el Salvador de todos los que creen en él. Como juez aplicará la ley divina, pero como Salvador ofrece la gracia de Dios.
Si ahora usted huye de él o lo rechaza, el día que tenga que encontrarlo, él será su juez y ya no habrá más esperanza. Pero si lo busca ahora, lo hallará como Salvador.

Sí, si creemos en Jesús no iremos “a condenación” (Juan 5:24) para rendir cuenta de nuestros pecados, pues la cuestión ya fue solucionada: el Señor Jesús llevó en la cruz el castigo que nosotros merecíamos. Claro que compareceremos ante el tribunal de Cristo (2 Corintios 5:10), pero será para que toda nuestra vida sea manifestada ante su luz. Allí no habrá condenación, ni siquiera juicio. Es una perspectiva que nos hace tomar muy en serio el asunto, y al mismo tiempo nos da un dulce consuelo: ¡tenemos la seguridad de que un día, después de todos nuestros desvíos, estaremos plenamente de acuerdo con Dios! Estaremos gozosos y alabaremos al considerar todo lo que Jesús hizo en nuestras vidas. ¡Y nada de lo que haya sido hecho para él será olvidado! (Hebreos 6:10).


1 Reyes 10 – Marcos 11:20-33 – Salmo 57:1-5 – Proverbios 15:13-14

Jesús habla a las mujeres – “¿Crees esto?”

 Le dijo Jesús: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá. Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente. ¿Crees esto? Le dijo: Sí, Señor; yo he creído que tú eres el Cristo, el Hijo de Dios.Juan 11:25-27

Juan 11:1-45


Marta y María, junto a Lázaro su hermano, amaban a Jesús. A menudo ellas lo recibieron en su casa con sus discípulos, escucharon sus palabras y creyeron que él era el Cristo. Un día Lázaro cayó enfermó, y las dos hermanas enviaron la noticia a Jesús. Pero el Señor no llegó antes de que su amigo muriese. ¡Qué dolor, qué desconcierto para esas dos hermanas! Ellas sabían que Jesús hubiese podido curar a su hermano. ¿Por qué no lo había hecho?


En este pasaje escuchamos sus quejas y vemos sus lágrimas. Jesús también lloró. ¿Por qué, pues, no vino antes? Porque quería revelarse en su victoria sobre la muerte.


Marta, sabiendo que Jesús se acercaba, tan viva y rápida a pesar del dolor, fue a su encuentro: “Señor, si hubieses estado aquí, mi hermano no habría muerto”. No dudó en expresar claramente a Jesús lo que pensaba, con una confianza y una fe sin reservas.


Jesús le respondió con una promesa cuya amplitud era mayor que su esperanza: “Tu hermano resucitará”. Marta estaba desconcertada: “Yo sé que resucitará en la resurrección, en el día postrero”. Entonces Jesús le hizo esta impresionante revelación: “Yo soy la resurrección y la vida… ¿Crees esto?”. Le dio el sentido del milagro que iba a hacer. Resucitando a Lázaro no solo cambiaría la tristeza en gozo (Salmo 30:11), sino que se revelaría en su gloria de Hijo de Dios, como aquel que puede vencer a la muerte y hacer triunfar la vida.

1 Reyes 7:1-22 – Marcos 9:1-29 – Salmo 55:1-7 – Proverbios 15:3-4

Aprender a obedecer para no perder privilegios y derechos

Aprender a obedecer para no perder los privilegios y derechos. Pero acontecerá, si no oyes la voz de Jehová, tu Dios, y no procuras cumplir todos sus mandamientos y sus estatutos que yo te ordeno hoy, vendrán sobre ti y te alcanzarán todas estas maldiciones. Deuteronomio 28: 15

Dios nada hace por casualidad. Cuando Él hace algo es porque tiene un propósito. Por eso, cuando creó al hombre y la mujer, colocándolos en el huerto, les dio las funciones específicas y determinadas para que vivieran allí sin problemas.
Ellos debían vivir una vida tranquila y feliz porque les habló y les puso límites para cuidarlos y que no tuvieran problemas. Pero vemos que Eva no respetó ni guardó las ordenanzas. Desobedeció, y esto trajo como consecuencia que perdieran todos los privilegios que Dios les había dado.


Dios nos aconseja, nos guía, nos enseña, para guardarnos y apartarnos del peligro, pero a veces queremos saber más que Él. Despreciamos Sus consejos y restamos valor a Sus ordenanzas, cayendo en desobediencia la cual trae maldición.


Tenemos que aprender a obedecer para no perder los privilegios y derechos que nos son dados por ser hijos de Dios. Porque todo el que desobedece será destituido del paraíso, el cual no es más que el lugar donde se reciben las bendiciones.

NO ESTAS SOLO

A veces pensamos que estamos solos dando una gran batalla; cuando Dios ha 

sido el que ha estado batallando por nosotros. Otras veces pensamos que Dios se 

ha olvidado de nosotros y cuando volteamos la vista vemos en la arena un par de 

huellas y escuchamos una voz que nos dice durante ese tiempo te he estado 

cargando en mis brazos. 

Dios siempre guarda a sus hijos. 

Confía. Dios es contigo. 

Él te guarda y te sustenta

Buenas Tardes

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de miercoles

Yo he venido como el sumo sacerdote


Hijo, Yo he venido como el sumo sacerdote para traerte los nuevos dones del Padre, ya que entré en el santuario de los cielos que no es algo creado por el hombre…


…Y no fue la sangre de animales que Me abrió el santuario, sino Mi propia sangre, cuando conseguí de una sola vez la liberación definitiva……Yo Soy el mediador de una nueva alianza. Por Mi muerte fueron redimidas todas tus faltas cometidas y también desde entonces la promesa se cumple en los que Yo llamo para la herencia eterna…


Yo estoy ahora ante Dios el Padre representándote en favor tuyo y no tuve que sacrificarme repetidas veces……de hecho Me manifesté una sola vez para abolir el pecado con Mi sacrificio……la segunda vez Me manifestaré a todos aquellos que Me esperan como a su Salvador, pero ya no será por causa del pecado… espérame… Jesús.


Confesión: Hoy alabo el sacrificio perfecto de Cristo, cuya sangre me abrió el camino al lugar santísimo en el cielo… y estando Él ahí intercede sin cesar por mí… Él al morir me dejó Su herencia incorruptible que me brinda sus mismos bienes en el cielo… ahora le espero, ya sea que vaya yo a Él o Él venga a mi… confesaré Su Glorioso nombre por siempre… bendito sea el nombre del Jesús, mi Salvador, Amén.


Referencia Bíblica: Hebreos 9:11-28

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de miercoles

Dios te habla

No hay cosa creada oculta a Su vista, sino que todas las cosas están al descubierto y desnudas ante los ojos de Aquél a quien tenemos que dar cuenta.
Hebreos 4:13


No hay tinieblas ni densa oscuridad donde puedan esconderse los que hacen iniquidad.
Job 34:22

TÚ HAS SIDO BENDECIDO

“Bendijo Dios a Noé y a sus hijos, y les dijo: Fructificad y multiplicaos, y llenad la tierra. 2 El temor y el miedo de vosotros estarán sobre todo animal de la tierra, y sobre toda ave de los cielos, en todo lo que se mueva sobre la tierra, y en todos los peces del mar; en vuestra mano son entregados.” Génesis 9:1-2

Esa expresión de que el temor y el miedo de ellos estarían sobre los animales, nos dice es que Noé vivía con temor; y Dios le dice que aquel temor lo tendrían los animales hacia ellos, para que los animales y la creación entera no pudieran nunca levantarse contra ellos. Dios estaba eliminando el miedo de la vida de Noé. Tú no puedes llenar tu nueva creación, estando lleno de temor.

Dios estaba cambiando y revirtiendo toda maldición en bendición. En el capítulo ocho, la Biblia dice que el arca cayó en los montes de Ararat. La palabra en la Biblia para maldición es ara, lo que significa que Dios acababa de cambiar la maldición en bendición. Aquel monte, aquella tierra que fue de maldición, Dios lo transformó en el lugar donde Él posaría el arca para darles un nuevo comienzo.

Pero, aunque Dios te guarde y te cuide con su misericordia, todos hemos sufrido el efecto de las heridas de los diluvios que hemos pasado. Dios te ha sacado del diluvio, y te ha puesto enArarat; lo que era de maldición, Dios lo cambió en bendición. Pero los años de diluvio hirieron tu corazón. Y ahora, cuando caminas, en tus pasos hay temor, no por lo nuevo de Dios, sino por el recuerdo del pasado.

El arca fue maravillosa, pero nadie pasa un año encerrado, sin quedar traumado. Escuchar la tormenta y la gente ahogándose a tu lado, causa en ti una marca. Dios te da un nuevo matrimonio, pero están las heridas del anterior; Dios quiere darte un nuevo negocio, pero está el miedo por el que perdiste. Compras un auto, y estás alegre por un mes, hasta que te llega la libreta de pagos; pero siempre recuerdas el carro que te robaron, y el que chocaste. Porque la alegría de una victoria dura muy poco, comparado con el dolor de una pérdida. Por eso es que Dios quiere que tú vayas siempre de gloria en gloria, de victoria en victoria; porque Él lo que quiere es que tú vayas teniendo experiencia de poder y de bendición y de abundancia, todos los días de tu vida.

Cuando Noé sale del arca, no podemos pensar que no estaba herido en el corazón, que no había miedo. Al igual que Noé, tú tienes un futuro por delante, y lo que te detiene no es la crisis de tu país, sino el miedo a volver a experimentar el fracaso pasado. Has decidido volver a ser empleado, simplemente porque cerraste un negocio. Dios te está dando nuevas oportunidades, te ha abierto la puerta del arca para que salgas y hagas algo grande, y lo único que te deja dentro del arca es tu miedo a atreverte a salir porque, aunque sabes que Dios te trajo hasta aquí y te cuidó y sobreviviste, solo los sobrevivientes conocen las heridas que llevan dentro. Dios te está poniendo en un nuevo lugar, una nueva oportunidad, pero el miedo no te permite salir.

Cuando Noé va al altar y se consagra delante de Dios, Dios lo bendice. En el capítulo anterior, ya Dios había dicho: Fructifiquen y multiplíquense; pero una cosa es fructificar y multiplicarte, y otra cosa es hacerlo con la bendición de Dios.

A David lo ungieron como rey, y lo devolvieron a ser pastor de ovejas; pero no es lo mismo volver atrás, a las ovejas, ungido, que sin unción; tu confianza cambia. El cambio en David fue interno; Samuel le dijo que, en adelante, habría una unción sobre su vida y, ahora, cuando David vuelve a donde estaba antes, ya no vuelve con el mismo miedo, porque ahora lleva dentro de él, algo que le permite matar al oso y al león, tener victoria en aquel lugar. Dios estaba cambiando a Noé; el miedo que había dentro de Noé, lo pondría en la creación, para que la creación respetara a Noé, para que, cuando caminara en la tierra, la creación se inclinara ante él. Y Dios también le dio una señal porque, de lo contrario, cuando Noé viera la primera gota de lluvia volver a caer, pensaría que se trataba de un diluvio, y querría regresar al arca. Pero el arca fue buena para una sola vez. El arca de la que Dios te sacó fue buena para un solo uso; de ahí, lo que tiene que salir es gente que sepa que es bendecida en esta tierra para caminar con autoridad, sin temor, y que, cada vez que llueva, sepan que, detrás de esa lluvia no viene destrucción, sino un arcoíris, porque Dios dijo que Él te va a proteger y te va a bendecir.

Para tú poder llegar al nivel de la multiplicación, Dios tiene que cambiar tu miedo en bendición. Camina en esta tierra con seguridad de que la creación tiene que someterse a lo que Dios ha dicho en tu vida. No importa lo que el mundo traiga, cuando tú miras al cielo, puedes ver la señal de que Dios va contigo dondequiera que tú vayas. Camina con la seguridad de que el diluvio no tan solo se va a llevar todos los problemas de tu pasado, sino también todas las heridas que te han dejado con miedo para hacer lo nuevo que Dios tiene para tu vida. Tú eres un bendecido por Dios. Dios te bendijo en tu altar. Dios te ha dado una palabra, y tú vas a caminar con autoridad, en medio de las fieras, de los problemas, sabiendo que nada ni nadie te podrá hacer frente y, cuando vengan los problemas, mirarás hacia el cielo y dirás: Esto no acaba conmigo, porque yo he sido bendecido por Dios. Créele a Dios.

A mi primero



Cuando se enfrenta un tiempo difícil, la mayoría de las personas no sabe qué hacer o por dónde empezar para recibir respuesta del Señor. La historia de una viuda nos muestra claramente lo que Dios quiere que hagamos primero en un momento de necesidad:


“Vino luego a él palabra de Jehová, diciendo: Levántate, vete a Sarepta de Sidón, y mora allí; he aquí yo he dado orden allí a una mujer viuda que te sustente.


Entonces él se levantó y se fue a Sarepta. Y cuando llegó a la puerta de la ciudad, he aquí una mujer viuda que estaba allí recogiendo leña; y él la llamó, y le dijo: Te ruego que me traigas un poco de agua en un vaso, para que beba. Y yendo ella para traérsela, él la volvió a llamar, y le dijo: Te ruego que me traigas también un bocado de pan en tu mano.


Y ella respondió: Vive Jehová tu Dios, que no tengo pan cocido; solamente un puñado de harina tengo en la tinaja, y un poco de aceite en una vasija; y ahora recogía dos leños, para entrar y prepararlo para mí y para mi hijo, para que lo comamos, y nos dejemos morir.
Elías le dijo: No tengas temor; ve, haz como has dicho; pero hazme a mí primero de ello una pequeña torta cocida debajo de la ceniza, y tráemela; y después harás para ti y para tu hijo. Porque Jehová Dios de Israel ha dicho así: La harina de la tinaja no escaseará, ni el aceite de la vasija disminuirá, hasta el día en que Jehová haga llover sobre la faz de la tierra.” 1 Reyes 17:8-14 (RVR1960)


El Señor envía a Elías a pedir apoyo a una mujer viuda, ella era una persona en necesidad, tenía solamente un puñado de harina y un poco de aceite para preparar su comida, y después esperaría la muerte con su hijo; sin embargo, Elías le pide que ella primero sea obediente al Señor porque después le llegaría una gran bendición.
Cuando enfrentamos un tiempo de aflicción, generalmente ponemos nuestra necesidad en primer lugar, pero el Señor nos pide que antes de la necesidad esté la obediencia.


Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas. Mateo 6:33 (RVR1960)


Esta es una hermosa promesa del Señor: “busca primeramente el reino de Dios y lo que Él quiere y todo lo que necesitas vendrá por simple añadidura”. Por tanto, si estás enfrentando una situación difícil y necesitas respuesta, te animo a poner en primer lugar a Dios, a buscarlo en oración, en la lectura de la Palabra y en tu iglesia.


Recuerda que primero es Dios y después siguen las bendiciones.


Qué buen miércoles.


Vivamos con optimismo y 


con buena disposición para toda buena acción.


Vive con agradecimiento a Dios


por todo lo que te ha dado,


una razón más para compartir con otros


de lo mucho que has recibido.


Feliz Miércoles.

Romanos 9

La justicia que es por fe


30 ¿Qué, pues, diremos? Que los gentiles, que no iban tras la justicia, han alcanzado la justicia, es decir, la justicia que es por fe; 31 mientras Israel, que iba tras una ley de justicia, no la alcanzó. 32 ¿Por qué? Porque iban tras ella no por fe, sino dependiendo de las obras de la Ley, de modo que tropezaron en la piedra de tropiezo, 33 como está escrito:

«He aquí pongo en Sión piedra de tropiezo y roca de caída;y el que crea en él, no será defraudado.»

Buenos Dias

Resultado de imagen para buenos dias cristianos de miercoles

martes, 25 de julio de 2017

Buenas Noches

Resultado de imagen para buenas noches de martes cristiano

Final exitoso

“9 Acordaos de las cosas pasadas desde los tiempos antiguos; porque yo soy Dios, y no hay otro Dios, y nada hay semejante a mí, 10 que anuncio lo por venir desde el principio, y desde la antigüedad lo que aún no era hecho; que digo: Mi consejo permanecerá, y haré todo lo que quiero.”

Isaías 46:9-10

Dios llama al fin desde el principio. Él tiene un final exitoso y de victoria desde el principio. Si usted cree que esto es verdad, tiene que alinear sus pensamientos a los pensamientos de él. Porque ya está hecho el final.

Usted se puede preguntar ¿Por qué no alcanzo ese final victorioso? Porque si usted lleva los pensamientos y su creencia para otro lado, entonces su resultado será otro. Pero si usted se alinea a los pensamientos de Dios y le cree completamente va a caminar en Su Voluntad hacia ese destino de gloria que Él le tiene preparado para usted. Es cuestión de alinear los pensamientos. No es una cuestión simple porque a veces hemos tenido los pensamientos descarrilados toda una vida y no es como prender una luz. Pero a medida que va recibiendo la palabra, le da el poder para ir cambiando los pensamientos desalineados y comenzando a alinear las cosas de Dios en su vida estará encaminándose correctamente hacia él.

Lo que Dios le enseña es que hay que renovar el entendimiento, por eso viene la transformación de su vida. Dios sabe el final antes del principio y los finales de Dios son gloriosos. Quiere decir que ya está hecho, y tiene que caminar en lo que está hecho. Ya fue redimido de la maldición. Si está caminando en cosas que tienen más que ver con maldición que con bendición es porque está alineado con otra cosa, hay que alinearse y creerle a la palabra y hay que aceptar que la maldición desapareció de su vida. ¡No la vuelva a agarrar!
Desde antes de la fundación del mundo preparó el cordero de Dios que nos vino a redimir, desde antes de la fundación del mundo ya lo hizo. Lo creó libre de deuda, completo en Cristo, redimido de la maldición y heredero de la bendición.

Otra cosa importante que no lo deja ver las cosas desde el punto de vista de Dios, son sus experiencias pasadas. Usted nunca puede pensar a la manera de Dios cuando siempre trae a memoria su experiencia, porque Dios está por arriba de todas las cosas y Dios se la quiere revelar hoy para que se manifieste hoy y para su mañana. Si usted mezcla algo que viene de Dios a su espíritu para renovar su mente y a proyectarlo a su futuro, con una experiencia del pasado, usted lo habrá aplacado todo introduciéndolo a una mente carnal y Dios no se puede mover a través de eso.

Cuando arrastra alguna experiencia del pasado lo que está haciendo es traer una experiencia pasada al presente, cuando Dios ha planeado modificar todas las cosas para que tenga un futuro bendecido. No deje que esas cosas frenen su crecimiento. Porque usted está recibiendo la palabra para ver las cosas como Dios la ve. Esa es la diferencia entre caminar en la carne y caminar en el espíritu. Caminar en la carne es tener el punto de vista de los hombres y caminar en el espíritu es mirar como Dios mira. Los hombres y las mujeres tenemos que tener el punto de vista de Dios, porque Cristo se va revelando y el Espíritu Santo nos va iluminando. Entonces si acepta vivir la vida en el espíritu, que es una vida gloriosa, manifestando el fruto del espíritu y el carácter de Cristo, y dando libertad al espíritu de Dios para que obre a través de su vida cosas sobrenaturales vendrán. Créalo.

Oración: Padre, hoy entendí que tú ya conoces el final desde siempre. Quiero alcanzarlo porque sé que puedo hacerlo si me alineo a tus pensamientos y camino en la dirección que me muestras en tu Palabra. Ya no me ataré más al pasado. Viviré mirando el presente y sembrando cosas buenas para mi futuro. En el nombre de Jesús, amén.

REFLEXIÓN – Es bueno decirlo, actuarlo y sentirlo.

“En todo tiempo ama al amigo, es como un hermano en tiempo de angustia”. Proverbios 17:17
Amigo/a

En este día que se celebra el día del amigo, estallaron el facebook y los wasap con cientos de mensajes saludando por la celebración, y rescato dos frases de las muchas que recibí

Somos
El resultado de los libros que leemos,
Los cafes que disfrutamos
Los viajes que hacemos y
Las personas que amamos

A diferencia de los medicamentos los amigos no tienen contraindicaciones, ni sobredosis, ni efectos adversos. ¡Siempre hacen bien!

Estaba haciendo cuenta que en facebook tengo más de 10.000 amigos, a los cuales ni siquiera conozco personalmente, porque la palabra se ha desvirtuado en los últimos tiempos perdiendo el valor de su origen. Hoy llamamos amigo a cualquiera con quien tenemos un poco de afinidad o cercanía. Pero en realidad el significado de amigo es otro.

Amigo es alguien en quien podemos confiar sin lugar a dudas, en quien descansamos y nos apoyamos. Alguien que está con nosotros no por lo que tenemos o aparentamos, sino por lo que somos, y a pesar de lo que somos. Una persona fiel, que no mide consecuencias, que ama sin esperar nada a cambio. Solidaria, servicial, amable, completa, que apoya, que ama, que consuela, que asiste, que nutre.

Y repasando tantos conceptos, me di cuenta que tengo algunos buenos amigos, pero lejos, mi mejor amigo, desde hace más de 25 años, infalible y genial, es mi esposa Miri. Nos peleamos como cualquier matrimonio y muchas veces ella es quien tiene la razón, pero haciendo un recuento de los años vividos me di cuenta el inestimable valor de su persona y su exquisita influencia en mi vida. Lo mucho que me mejoró y me ayudo a progresar, que me cuidó y me sostuvo en las buenas y en las malas.

Sin lugar a dudas, Dios es perfecto como amigo, y su fidelidad es absoluta. Nada ni nadie se le puede comprar. Pero humanamente hablando, y en segundo lugar en mi vida, a quien más valoro y pondero en este y en cada día de mi vida, aunque muchas veces no se lo diga y muchas veces no se lo demuestre es mi mejor amiga y esposa Miri. Que puedas encontrar a alguien que te haga feliz, y se lo puedas decir, para valorar su amistad.



Resultado de imagen para buenos dias de martes cristiano

¿Necesitas una oportunidad más?

Juan 8: 1-11 relata que cuando Jesús estaba enseñando en el templo, los escribas y los fariseos llegaron con una mujer sorprendida en el acto mismo del adulterio. Según la ley debía ser apedreada; entonces preguntaron a Jesús cuál era su postura, su respuesta hizo que la conciencia de ellos los acusara y abandonaran el lugar, porque les dijo: “El que de vosotros esté sin pecado sea el primero en arrojar la piedra a ella.” Después viendo que nadie se quedó, preguntó a la mujer “¿dónde están los que te acusaban? ¿Ninguno te condenó?” y ella dijo que ninguno, entonces Jesús le dijo: “Ni yo te condeno; vete, y no peques más. “
Jesús quería perdonar, mostró compasión hacia una mujer débil, despreciada y acusada por sus pecados, mientras los escribas y fariseos querían condenarla, aplicando la ley fríamente sin tomar en cuenta la gracia. A pesar de todo, ella necesitaba ayuda para salir de su mala vida.


Un comentarista dice:”…De hecho, Jesús no le dijo: “No te preocupes; todo está bien... Dijo: “No voy a dictar una sentencia definitiva ahora; ve, y demuestra que puedes mejorar. Has pecado; vete, y no peques ya más, y Yo te ayudaré todo el tiempo. Cuando llegue el final, veremos cómo has vivido.”


¿Alguna vez sentiste que nadie confía en ti por errores que cometiste? Cuando la gente ya no tiene esperanza en ti, ni cree que puedes mejorar debes tener la confianza de que a pesar de tus tropiezos Dios mismo cree en ti, porque Él tiene el poder para transformar tu vida, no superficialmente o momentáneamente, sino para la eternidad. Pero es indispensable que le entregues tu vida y permitas que su Palabra sea la que guíe tu vida.


¡Cree en el perdón de Dios y en la nueva oportunidad que te da hoy!

SI TAN SÓLO SE LO PIDES…



“Porque Jehová da la sabiduría, y de su boca viene el conocimiento y la inteligencia. El provee de sana sabiduría a los rectos; Es escudo a los que caminan rectamente.” Proverbios 2:6-7 (RVR1960)


¿Te ha pasado alguna vez que necesitabas llegar a un lugar, pero al preguntar la dirección de éste, te dieron la incorrecta? Un consejo erróneo puede arruinar tu día, terminar con tu tiempo y tus planes. No permitas que esto suceda en tu vida, acude a Dios por su ayuda, Él promete darte sabiduría, conocimiento e inteligencia si tan sólo se lo pides. (Santiago 1:5)

Alabame, porque Yo te levanto


Hijo, alábame, porque Yo te levanto y no se reirán más tus contrarios……cuando clamas a Mi te sano…


…Yo Soy el que te saco de la tumba y de la fosa… Yo Soy el que te devuelvo a la vida……tu que eres fiel, cántame y da gracias en Mi Nombre santo…


…porque Mi enojo dura solo unos momentos, pero Mi bondad… toda la vida……si al caer la tarde te visita el llanto piensa que por la mañana tendrás un grito de alegría…


…si cuando te iba bien, decías para ti: “Nada jamás me perturbará…”…piensa que era por Mi favor que te mantenías como plantado en montes poderosos……apenas escondí un poco Mi rostro, empezaste a vacilar…


…considera: ¿Qué ganaría Yo si te mueres y te bajan al hoyo? ¿Podrías cantar en el polvo tu alabanza o pregonar Mi fidelidad a todos?…Yo Soy el que cambio tu duelo en una danza, te quito el luto y te ciño de alegría…


¡Así tu corazón Me cantará sin callarse jamás! ¡Yo Soy tu Refugio! Jesús.


Confesión: Hoy decido alabarte Señor de todo mi corazón… clamo a Ti esperando tu bendición y total sanidad para mi vida… Tú eres el que me saca del pozo y eres el que me haces revivir… si las circunstancias adversas han venido por causa de Tu disciplina hacia mí, por favor Señor ya perdóname y levanta tu carga de mí y muestra tu infinita bondad… en mi bien ya no diré ni pensaré que es porque lo merezco, sino por Tú misericordia… cambia mi lamento en danza, quítame el luto y vísteme de alegría… Tú eres Mi Refugio… te alabaré por siempre… lo declaro en nombre de Jesús, Amén.


Referencia Bíblica: Salmos 30:1-12

Dios te habla

Jesús lloró.
Juan 11:35


Han languidecido mis ojos a causa de la aflicción; Oh SEÑOR, cada día Te he invocado, He extendido mis manos hacia Ti.
Salmos 88:9

FE PAGANA

«Pero la mujer fue a arrodillarse delante de él, diciendo: “¡Señor, ayúdame!” Jesús le contestó: “No está bien quitarles el pan a los hijos y dárselo a los perros”. Ella le dijo: “Sí, Señor; pero hasta los perros comen las migajas que caen de la mesa de sus amos”. Entonces le dijo Jesús: “¡Mujer, qué grande estu fe! Hágase como quieres”. Y desde ese mismo momento su hija quedó sana» (Mateo 15: 25-28).


Esta mujer demostró mucha fe en Jesús. Ella era pagana, y todos los judíos la miraban con desprecio. Sin embargo, en vez de permitir que la opinión de los demás impidiera su crecimiento, acudió a Jesús con el corazón lleno de esperanza y fe en él. En nuestras vidas hay muchas formas en las que permitimosque reine la duda en nuestros corazones. Muchas personas vieron a esta mujer como a una pecadora, pero nosotros la podemos ver como un ejemplo de lo que es la verdadera fe. Se nos anima a acudir abiertamente al trono de Jesús, hemos de pedirle, con humildad, todo lo que necesitamos.


En muchas ocasiones suponemos que nuestros deseos son o demasiado extravagantes o de poca importancia como para que Dios se ocupe de ellos, pero todo lo que tenemos que hacer es confiar y esperar en el Señor para que él haga lo que más convenga. ¿Cómo puedo confiarle a Dios mis cosas grandes y pequeñas durante esta semana?

Buenas Tardes

Resultado de imagen para buenos dias de martes cristiano

El ejemplo de Juan el Bautista

«Porque será grande delante de Dios. No beberá vino ni sidra, y será lleno del Espíritu Santo aun desde el vientre de su madre». Juan l: 15


COMO PROFETA, Juan había de «hacer volver los corazones de los padres a los hijos y de los rebeldes a la prudencia de los justos, para preparar al Señor un pueblo bien dispuesto» (Luc. l: 17). Al preparar el camino para la primera venida de Cristo, representaba a aquellos que han de preparar un pueblo para la segunda venida de nuestro Señor. El mundo está entregado al pecado. Abundan los errores y las fábulas. Se han multiplicado las trampas de Satanás para destruir a las almas. Todos los que quieran alcanzar la santidad en el temor de Dios deben aprender las lecciones de temperancia y dominio propio. Las pasiones y los apetitos deben ser mantenidos en sujeción a las facultades superiores de la mente. Esta disciplina propia es esencial para la fuerza mental y la percepción espiritual que nos han de habilitar para comprender y practicar las sagradas verdades de la Palabra de Dios. Por esta razón, la temperancia ocupa un lugar en la obra de prepararnos para la segunda venida de Cristo.


En circunstancias normales, el hijo de Zacarías habría sido educado para el sacerdocio. Pero la educación de las escuelas rabínicas le habría arruinado para su obra. Dios no envió a Juan a los maestros de teología para que aprendiese a interpretar las Escrituras. Lo llamó al desierto, para que aprendiese de la naturaleza, y del Dios de la naturaleza.


Fue en una región solitaria donde halló hogar, en medio de las colinas áridas, de los desfiladeros salvajes y las cuevas rocosas. Pero él mismo quiso dejar a un lado los goces Y lujos de la vida y prefirió la severa disciplina del desierto. Allí lo que le rodeaba favorecía la adquisición de sencillez y abnegación. Sin ser interrumpido por los clamores del mundo, podía estudiar las lecciones de la naturaleza, de la revelación y de la ProVidencia, Las palabras del ángel a Zacarías habían sido repetidas con frecuencia a Juan Por sus padres temerosos de Dios. Desde la niñez, se le había recordado su misión, y él había aceptado el cometido sagrado. Para él la soledad del desierto era una manera bienvenida de escapar de la sociedad en la cual las sospechas, la incredulidad y la impureza, Jo compenetraban casi todo. Desconfiaba de su propia fuerza para resistir la tentación, y huía del constante contacto con el pecado, a fin de no perder el sentido de su excesiva pecaminosidad.
Dedicado a Dios como nazareno desde su nacimiento, hizo él mismo voto de consagrar su vida a Dios.

Resultado de imagen para buenos dias de martes cristiano

¿CUÁNTAS VECES VOVERÍAS A ACEPTAR A ALGUIEN?

«El Señor volvió a decirme: “Ve y ama a una mujer amada de su amigo y adúltera. Así ama el Señor a los israelitas, aunque ellos se vuelven a dioses extraños». Oseas 3: 1.


Me da vergüenza admitir cuántas veces dejé a Greg, convencida de que no me convenía, hasta que finalmente me di cuenta de que era el hombre para mí. Después de nuestras dos primeras citas, llegué a la conclusión de que Greg y yo no podíamos estar juntos, ¡éramos tan diferentes! Entonces salí con un muchacho que vivía lejos y, cuando eso no funcionó, salí con un amigo de Greg. Mientras tanto, Greg seguía esperando. Días antes de que me fuera como estudiante misionera a otro país, decidimos intentarlo de nuevo, pero otra vez salió mal y lo tomé como prueba de que no era nuestro destino.


Luego me enamoré de un europeo con el que tenía mucho en común, y Greg seguía esperando, convencido de que yo era la mujer de su vida. Cuando regresé a casa, decidí darle una nueva oportunidad a Greg y esta vez salió bien durante un tiempo. Hasta que un antiguo novio me confesó que todavía me quería y yo de nuevo me sentí confundida. No imaginaba que Greg ya estaba haciendo planes para casarse conmigo. Él sabía que yo era su «media naranja» y finalmente yo también me di cuenta de que él era el hombre para mí.


Nos casamos y esa fue la mejor decisión de mi vida. Lo increíble es que, por muchas veces que yo dejara a Greg, perdiera la fe en nosotros o saliera con otro, él seguía amándome, veía posibilidades en nosotros que yo no veía. Desde el mismo comienzo decidió amarme para Siempre.Si se pudiera viajar en el tiempo, creo que Greg y Oseas hubieran tenido una interesante charla para compadecerse el uno del otro. La esposa de Oseas también lo abandonó una y Otra vez. De hecho, era prostituta, pero Dios había ordenado a Oseas que se casara con ella.


Oseas la amaba, y sufría cada vez que ella volvía a sus viejos caminos. Pero cada vez él la aceptaba de vuelta. ¿Como quién? Sí como Greg. Así es Dios: no importa cuántas veces Israel lo abandonara, siempre los aceptaba de nuevo. Oseas era un ejemplo vivo de esto. Dios también te aceptará a ti de nuevo a pesar de que Io hayas abandonado tantas veces. Te ama más de lo que te puedas imaginar y ve posibilidades en ti que tú no ves. Está dispuesto a esperarte todo el tiempo que haga falta. Nunca dejará de amarte; nunca se dará por vencido contigo.

INTEGRIDAD ANTE TODO

“¿Te has fijado en mi siervo Job? No hay nadie en la tierra como él, que me sirva tan fielmente y viva una vida tan recta y sin tacha”. Job 1: 8.


Cuenta una historia que un rey reunió a todos los hombres solteros de su reino, para buscar esposo para su hija, la princesa, y les dijo: -Les voy a dar una semilla a cada uno. Dentro de seis meses deberán traerme la planta que haya crecido de esa semilla. El que traiga la planta más bella recibirá la mano de mi hija y será el futuro rey.


Así se hizo. Pasaron los días y las semanas. Pero una de las plantas no crecía. En la maceta solo se veía tierra.
Sin embargo, los demás jóvenes del reino alardeaban de sus hermosas plantas y las mostraban a todo el mundo.


Tenían flores de bellos colores, y hermosas y sanas hojas verdes. Finalmente, pasaron los seis meses. Había llegado la hora de presentarse nuevamente delante del rey. Pero el joven cuya semilla no había producido nada estaba muy triste. No quería ir al palacio, porque iba a pasar tremenda vergüenza. Pero su mamá habló con él, y lo convenció de que fuera, pues debía ser responsable y cumplidor.
Así que fue, aunque con la cabeza gacha, muy apenado, y con una maceta sin planta. Los demás candidatos, al verlo, se burlaron de él: -¿Qué haces aquí? Mejor te hubiera sido haberte quedado en tu casa.


Y en eso estaban, cuando apareció el rey. Con gesto serio, el rey comenzó a caminar entre los candidatos, observando sus plantas. Tras haberlas mirado todas, hizo llamar a su hija y al joven de la maceta sin planta. Todos estaban boquiabiertos.


-¡Aquí está el futuro rey! -anunció el monarca-, a todos ustedes se les dio una semilla infértil, que no produce nada, y todos trataron de engañarme plantando otras plantas. Pero este joven tuvo el valor de presentarse con su maceta vacía. Es el único íntegro, leal y valiente, cualidades que todo rey debe tener.


Nuestro Rey de reyes, Jesús, se pone muy contento cuando somos íntegros como este joven, o como Job. Por eso, no hagamos trampas, no mintamos ni copiemos en los exámenes. Dios nos recompensará a su debido tiempo.


FELIZ MARTES




Dios es bueno, es perfecto 


y en esa perfección 


nos regala su amor, 


su bondad, su paz 


y todas sus bendiciones 


cada día de la semana.


Que Dios te conceda un Feliz Martes, 


confiando en su poder. 


Gracias a Dios por la vida 


y por darte la oportunidad de vivir

 un día más de vida, 


este martes es su presente de amor 


y cuidado por ti, respiras, 


eres bendecido y seguirás adelante 


en el poder de Dios quien te lleva 


en victoria en sus caminos.

Romanos 9

La elección de Israel


9 Verdad digo en Cristo, no miento, y mi conciencia me da testimonio en el Espíritu Santo, 2 que tengo gran tristeza y continuo dolor en mi corazón, 3 porque deseara yo mismo ser anatema, separado de Cristo, por amor a mis hermanos, los que son mis parientes según la carne;4 que son israelitas, de los cuales son la adopción, la gloria, el pacto, la promulgación de la Ley, el culto y las promesas. 5 A ellos también pertenecen los patriarcas, de los cuales, según la carne, vino Cristo, el cual es Dios sobre todas las cosas, bendito por los siglos. Amén.
6 No que la palabra de Dios haya fallado, porque no todos los que descienden de Israel son israelitas, 7 ni por ser descendientes de Abraham, son todos hijos suyos, sino: «En Isaac te será llamada descendencia.» 8 Esto es: no son hijos de Dios los hijos según la carne, sino que son contados como descendencia los hijos según la promesa,9 pues la palabra de la promesa es ésta: «Por este tiempo vendré y Sara tendrá un hijo.»
10 Pero no sólo esto, pues también Rebeca concibió de un solo hombre, de Isaac nuestro padre. 11 No habían aún nacido, ni habían hecho aún ni bien ni mal (para que el propósito de Dios conforme a la elección permaneciera, no por las obras sino por el que llama), 12 cuando Dios le dijo a Rebeca: «El mayor servirá al menor.» 13 Como está escrito: «A Jacob amé, mas a Esaú aborrecí.»
14 ¿Qué, pues, diremos? ¿Que hay injusticia en Dios? ¡De ninguna manera!, 15 pues a Moisés dice: «Tendré misericordia del que yo tenga misericordia y me compadeceré del que yo me compadezca.» 16 Así que no depende del que quiere, ni del que corre, sino de Dios que tiene misericordia, 17 porque la Escritura dice al faraón: «Para esto mismo te he levantado, para mostrar en ti mi poder y para que mi nombre sea anunciado por toda la tierra.» 18 De manera que de quien quiere, tiene misericordia, y al que quiere endurecer, endurece.
19 Pero me dirás: «¿Por qué, pues, inculpa? ¿Quién ha resistido a su voluntad?» 20 Pero tú, hombre, ¿quién eres, para que alterques con Dios? ¿Dirá el vaso de barro al que lo formó: «Por qué me has hecho así»? 21 ¿Acaso no tiene potestad el alfarero sobre el barro para hacer de la misma masa un vaso para honra y otro para deshonra?
22 ¿Y qué, si Dios, queriendo mostrar su ira y hacer notorio su poder, soportó con mucha paciencia los vasos de ira preparados para destrucción? 23 Él, para hacer notorias las riquezas de su gloria, las mostró para con los vasos de misericordia que había preparado de antemano para gloria. 24 A estos también ha llamado, es decir, a nosotros, no sólo de los judíos, sino también de los gentiles.
25 Como también en Oseas dice:

«Llamaré pueblo mío al que no era mi pueblo,y a la no amada, amada.26 Y en el lugar donde se les dijo:“Vosotros no sois pueblo mío”,allí serán llamados “hijos del Dios viviente”.»
27 También Isaías proclama acerca de Israel: «Aunque el número de los hijos de Israel fuera como la arena del mar, tan sólo el remanente será salvo, 28 porque el Señor ejecutará su sentencia sobre la tierra con justicia y prontitud.» 29 Y como antes dijo Isaías:

«Si el Señor de los ejércitos no nos hubiera dejado descendencia,como Sodoma habríamos venido a ser,y a Gomorra seríamos semejantes.»

Buenos Dias

Resultado de imagen para buenos dias de martes cristiano

lunes, 24 de julio de 2017

Buenas Noches

Resultado de imagen para buenas tardes cristianas de lunes

Hasta el final el enemigo nos perseguirá

Hasta el final el enemigo nos perseguirá. Acuérdate de lo que te hizo Amalec en el camino cuando saliste de Egipto. Deuteronomio 25:17

La Palabra nos enseña que el enemigo no duerme, porque su objetivo es destruir el propósito de Dios. Por esto es su lucha constante hacia nosotros; así que no podemos menospreciar sus artimañas, las cuales siempre están activas para alcanzar su objetivo, que es destruirnos.


El pueblo de Israel cuando salió de Egipto pensó que faraón se había quedado, que por fin este los dejaría tranquilos y jamás volverían a verlo, pero no fue así. Cuando ya estaban de camino hacia la promesa de Dios, este les salió al encuentro con el fin de detenerlos y acabar con sus vidas.


Esto nos muestra que siempre debemos estar vigilando para que no nos sorprenda y nos despoje de lo que nos pertenece. Así les pasó a los que en el desierto se quedaron en la retaguardia porque estaban cansados, y Amalec acabó con ellos.


Hasta el final el enemigo nos perseguirá. Por tanto no nos confiemos en que estamos lejos de él. Tomemos nuestra posición como soldados de Cristo, y siempre estemos preparados para hacerle frente a cualquiera guerra que se desate en el camino a Canaán.

Una ruta al éxito

Mantener el curso, es decir, permanecer sólidamente firme en un camino, proyecto, negocio, estudio, etc., es la vía que conduce al éxito.No se puede lograr ser altamente efectivos en muchos frentes al mismo tiempo, puesto que al final, o todos serán mediocres, o uno solo será el camino a seguir finalmente.


Lo aprendemos de Jesús quien supo cuál era Su propósito desde antes de venir a la tierra. Su vida fue y será un ejemplo para nosotros de disciplina en permanecer en el camino. Podemos ver, fácilmente en los evangelios que Él vivió Su vida para cumplir con el propósito definido por Dios el Padre.


Como cristianos, necesitamos seguir Sus pasos y enfocarnos en nuestro propósito.La comparación que hace la Palabra de Dios con el cuerpo humano es perfecta para darnos a entender el concepto de unidad, así, a unos les corresponde ser manos, a otros ojos, a otros pies; pero al final todos somos uno con Cristo.Si pudiéramos decir de otra forma, a unos les corresponde ser empresarios del Reino de Dios, a otros evangelistas en las empresas en las que laboran, a otros maestros en las escuelas siendo ejemplo con su manera de vivir… en fin, si logras recibir esta revelación encontrarás que debemos establecer nuestros estilos de vida alejados del egoísmo y del egocentrismo, para dirigir nuestras vidas con el fin de “hacer algo para el mejoramiento de otra persona”. Esa actitud de servicio en el amor de Dios es la que nos llevará a experimentar “gozo, paz, y sentido de cumplimiento del propósito de la vida”


Oremos para mantenernos en la ruta del propósito, hechos para servir, para dar y edificar a los demás, con la Palabra de Dios, que es la verdad para la humanidad.


Versículo: “Pon la mirada en lo que tienes delante; fija la vista en lo que está frente a ti”.Proverbios 4:25

Resultado de imagen para buenas tardes cristianas de lunes

El pensamiento del Día

El crecimiento espiritual requiere tiempo y no

sucede rápidamente. Pero podemos maximizar

nuestro crecimiento al prestarle atención diaria a

los detalles que son nuestra responsabilidad.

Y un detalle muy importante y enriquecedor

es la lectura de la palabra de Dios.

Hijo mío, está atento a mis palabras;

inclina tu oído a mis razones.
Proverbios 4:20

Tesoros en el cielo

“No acumulen para sí tesoros en la tierra, donde la polilla y el óxido destruyen, y donde los ladrones se meten a robar. Más bien, acumulen para sí tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el óxido carcomen, ni los ladrones se meten a robar. Porque donde esté tu tesoro, allí estará también tu corazón.” Mateo 6:19-21 (NVI).


Esta ilustración que Jesús hizo fue para hacernos entender que los bienes de este mundo son temporales e inciertos, por ello, no debemos darles más valor del que en verdad merecen.


Cuando Jesús habló de tesoros no hizo referencia solamente a cosas materiales de mucho valor económico, como joyas, dinero, automóviles lujosos, etc. Más bien, creo que se refirió a todo aquello que ocupe un lugar excesivamente importante en nuestro corazón y que ha llegado a convertirse en nuestro tesoro personal.
No podemos negar que cuando poseemos un tesoro, buscamos cuidarlo, preservarlo y, si es posible, acumularlo. Pero debemos entender que concentrarnos sólo en las riquezas, hará que nos comportemos de manera muy egoísta, sin ver las necesidades de los demás, podrá hasta quitarnos el tiempo que merecen nuestras familias, amigos, hermanos, padres y le restamos importancia a aquello que realmente importa y lo trasladamos ese valor a nuestro tesoro (éxito, logros, posesiones, posición laboral, social y eclesiástica).


Si hasta el día de hoy has puesto tu esfuerzo, tu tiempo y tu corazón sólo en alcanzar cosas materiales ¡detente! Porque así como le dijo al rico insensato, Jesús te dirá: “¡Necio! Esta misma noche te van a reclamar la vida. ¿Y quién se quedará con lo que has acumulado?” Lucas 12:20 (NVI)


Las riquezas pueden llegar a convertirse en rivales del Señor. Él nos ama tanto que no quiere compartirnos con nada ni nadie, pero cuando nuestra mente y todas nuestras energías están concentradas en las cosas temporales de este mundo, lastimamos el corazón de nuestro Salvador, quien desea ser el centro de nuestros pensamientos.


Es necesario que hoy recapacitemos sobre dónde hemos puesto nuestro corazón y revisemos nuestra lista de prioridades.
Te invito a que puedas poner tu corazón y cada uno de tus anhelos en Cristo Jesús, permite que Él sea el tesoro de tu vida; no cabe duda de que su riqueza es inagotable, la que puedes compartir con los demás.

REFLEXIÓN – Hacé meritos.

“¿No sabeis que los que corren en el estadio, todos a la verdad corre, pero solo uno se lleva el premio? Corred de tal manera que lo obtengáis.” 1 Corintios 9:24(RVR)
Meritos


Juampi como todo adolescente está fanatizado con el celular. Es como una adicción. NO es solo un problema de los adolescentes, ya que los adultos cometemos el mismo error de estupidizarnos con el celular todo el día. Fijate en el colectivo, en la plaza o aún en los restaurantes, las personas están ensimismadas en sus celulares y no ven otra cosa.


Juampi no está exento de esta costumbre y se le rompió el celular. Así que suplicaba por uno nuevo. Entonces con Miri pactamos que si hacía meritos suficientes se lo íbamos a comprar. Y lo tuvimos en jaque esperando el boletín. Ya teníamos comprado el aparato pero esperamos a ver que notas traía. Cuando vimos que tenía cuatro materias con seis (se aprueba con siete) entre las que estaba Musica y Arte (dos materias que no podes tener baja por que son muy sencillas) nos pusimos duros con el tema del celular.


Así que tuvo que hacer meritos para conseguirlo. Finalmente se lo dimos y quedó fascinado con el aparato nuevo. Pero nos causaba gracia con Miri, como se comportaba el gordo para ganar el favor nuestro y obtener el celular.


Mientras leía este pasaje, me acorde del Juampi y su celular, porque a veces esperamos mucho de Dios pero no actuamos generando los meritos para conseguirlo. Pensamos que Dios es como una maquina de gaseosas, que pones el billete y te dan la botella. Pero Dios no es así. Si bien es un Dios absoluto de amor, es también un Dios de justicia.


Cuesta entender este concepto porque los seres humanos somos imperfectos, subjetivos y fácilmente cambiantes. Dios no. Él es perfecto, objetivo y permanente. Y jamás va a actuar sin justicia y sin amor. Nos ama a pesar de lo que hacemos, pero nos premia por nuestras actitudes y servicios. Su generosidad para con nosotros estuvo en la Gracia de la Salvación.

Pero sus bendiciones están condicionadas a nuestra obediencia. Dios no tiene nietos, tiene hijos. Y no va a bendecir, excepto que hagamos los meritos suficientes para que Él abra sus manos y nos provea. Hay que correr la carrera, hay que traspirar la camiseta, hay que esforzarse y entrenar, dedicarse y ser responsable. Solo así Dios va a entregar el premio al sacrificio.