Evangelismo

Ultimas fotos

sábado, 31 de mayo de 2014

Buenas Noches


Comentario Bíblico

Mateo 10:8


Básicamente en este versículo Jesús les prohibió a sus discípulos exigir dinero a cambio de su ministerio, pero les estaba permitido aceptar ayuda económica para cubrir sus necesidades básicas, porque el obrero es digno de su alimento según el v. 10.Es interesante profundizar en este pasaje la palabra gracia que aparece por primera vez en el NT la palabra «gracia», y la Biblia la define principalmente como «favor inmerecido». La gracia es uno de los términos más usados en la Biblia. En el ?NT? viene de la palabra griega «charis», y aparece más de 170 veces, pero de nuevo, tiene diversos sentidos.En plural expresa gratitud, también se relaciona con la atracción, encanto, con la bienquerencia, favor como la expresión ?hebrea? tan frecuente, «hallar gracia a los ojos de alguien».También se utiliza para expresar beneficio, bendición, agradecimiento, expresión de gratitud,También debemos indicar la gracia de Dios, y que en el AT ya se halla la pura bondad de Dios que ama al pecador, y que anhela, no su muerte, sino su conversión y su vida, lo que describe la gracia de Él, pero recordar que la gracia vino por Jesucristo, en tanto que la Ley fue dada por Moisés, según Jn. 1:17, que es en la Cruz que resplandece la gracia salvadora, esto hace que la gracia sólo puede ser recibida por la fe.Los efectos de la gracia en nosotros es completa hasta el punto que se puede decir de la gracia que es el mismo Señor actuando para nuestra salvación.

Palabras de Jesús

Las prioridades en la vida

Ninguno puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas.
Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber; ni por vuestro cuerpo, qué habéis de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido? Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas? ¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo? Y por el vestido, ¿por qué os afanáis? Considerad los lirios del campo, cómo crecen: no trabajan ni hilan; pero os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió así como uno de ellos. Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste así, ¿no hará mucho más a vosotros, hombres de poca fe? No os afanéis, pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos? Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas. Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.
Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su afán. Basta a cada día su propio mal.


Ante los errores en la vida… Usa tu cabeza.

Cometerás muchos errores en la vida. Sin embargo recuerda, que te he puesto un borrador para que cada vez que los cometas, simplemente puedas borrarlos y volver a escribir.
Ante los errores en la vida… Usa tu cabeza.
1 Juan 1:9Si confesamos nuestros pecados, El es fiel y justo para perdonarnos los pecados y para limpiarnos de toda maldad.
Salmos 32:5Te manifesté mi pecado, y no encubrí mi iniquidad. Dije: Confesaré mis transgresiones al SEÑOR; y tú perdonaste la culpa de mi pecado.
Salmos 51:2Lávame por completo de mi maldad, y límpiame de mi pecado.
Proverbios 28:13El que encubre sus pecados no prosperará, mas el que los confiesa y los abandona hallará misericordia.
                          

Reunión Jueves 29

Romanos 1: 18-32  

Salmo 55 


Salmo 129 

Colosenses 2:13  



Lucas 4:18 


Mateo 5 


Dios los bendiga

No te puedes quedar pasivo

Por lo cual te recuerdo que avives el fuego del don de Dios que hay en ti por la imposición de mis manos. 2 Timoteo 1:6

Cuando estas señales te hayan sucedido, haz lo que la situación requiera, porque Dios está contigo. 1 Samuel 10:7

Seguimos con nuestro estudio de la vida de Saúl y estamos explorando los principios que se desprenden de la experiencia de Saúl, que nos ayudan a nosotros a entender mejor cómo movernos en la llenura del Espíritu Santo y en el bautismo del Espíritu Santo.
Hemos visto algunas de las instrucciones que le da el profeta Samuel a Saúl camino hacia su llenura y su investidura de poder. Y vimos que en la última meditación, Samuel le dice a Saúl que cuando el Espíritu de Dios haya venido con poder sobre él, habría de profetizar con los demás profetas y sería mudado, es decir sería cambiado en otro hombre. Hablamos acerca de la experiencia de transformación que se da en la vida del creyente por medio de la infusión y la llenura activa, poderosa, dinámica del Espíritu Santo.
Otra cosa que le dice Samuel a Saúl es, en el versículo 7, Primero de Samuel capítulo 10: "Y cuando te hayan sucedido estas señales" interesante, señales, es decir, todos necesitamos evidencias de que lo que le hemos pedido al Señor efectivamente se ha dado. Y Samuel quería fortalecer la fe de Saúl mostrándole estas cosas en anticipación, para que en la medida que Saúl fuera viendo estas cosas su fe fuera creciendo.
Pero lo que más me interesa aquí es que, dice que cuando Saúl viera estas cosas como señal de que Dios estaba invistiéndolo con poder, dice: "Entonces haz lo que te viniere a la mano, porque Dios está contigo." Ese es un ejemplo de lo que debe pasar en la vida de todo creyente que recibe la llenura del Espíritu Santo.
Cuando el Espíritu de Dios ha descendido sobre nosotros, cuando hemos estado en un ambiente donde se nos ha impuesto las manos y por fe hemos ingerido, y recibido el bautismo del Espíritu Santo, y hemos comenzado a darle gloria a Dios y gracias a Dios por lo que Él ha hecho en nuestras vidas por fe, porque muchas veces no vamos a sentir nada necesariamente al nivel emocional, pero el Espíritu Santo se recibe por fe y entonces nosotros abrimos nuestra boca, comenzamos a hablar en lenguas lo que Dios nos dé a través de nuestra boca, comenzamos a alabar al Señor, levantar manos, darle gracias a Dios por lo que Él ha hecho, profetizar por fe como una señal de lo que Dios ha hecho en nuestras vidas.
Entonces dice que lo que tenemos que hacer es hacer todo lo que nos venga a la mano y creer que Dios está con nosotros. Para mí esa es una de las enseñanzas más poderosas con respecto a la vida llena del Espíritu Santo. Tenemos que pasar en algún momento de recibir la visitación del Espíritu Santo a una vida de obras, en fe basada en lo que Dios ha hecho en nosotros.
Cuando recibimos esa unción de Dios tenemos que creer que entonces Dios está con nosotros y aprovechar cualquier oportunidad que nos venga a la mano, en nuestro trabajo, nuestra vida familiar, en nuestras relaciones de amistad con los demás, en la Iglesia, tenemos que comenzar a usar el don de Dios que está dentro de nosotros. Cualquier cosa que nos venga a la mano tenemos que hacerla.
Si podemos comenzar a servir en una posición humilde en la Iglesia vamos adelante creyendo que el Señor está con nosotros y que en la medida en que pongamos en función ese Poder de Dios, ese poder irá creciendo y aumentando en nosotros. Eso es lo que Pablo le dijo a Timoteo, de nuevo, cuando le señaló: aviva el fuego del don de Dios que ya está en ti. Cuando el fuego del don de Dios ya está en ti entonces tú tienes que ponerlo en uso, tienes que hacer lo que te venga a la mano. Tienes que vivir una vida de servicio al Señor, tienes que comenzar a dar fruto en tu vida cristiana. No te puedes quedar pasivo si no que tienes que comenzar por fe a usar el Poder de Dios que está dentro de ti.
La única manera de que el Espíritu de Dios que ahora nos ha visitado y nos ha llenado, comience a manifestarse y a llenarse es por medio de la acción, y esa parte nos corresponde a nosotros. Muchos cristianos son llenos del Espíritu Santo pero simplemente como que están esperando a que Dios comience a moverles las manos o se les aparezca un ángel y comience a darles instrucciones sobrenaturales. Lo que Dios espera es entonces que nosotros nos activemos y comencemos a aprovechar cualquier oportunidad que nos venga a la mano.
Por ejemplo en el caso del apóstol Pedro, cuando él y su compañía son llenos del Espíritu Santo, mucha gente viene alrededor de ellos, el Espíritu Santo mismo los convoca, hay curiosidad en el pueblo en Jerusalén ¿y qué hace Pedro? aprovecha la oportunidad y comienza a explicarles lo que ha pasado, y les da un sermón que lleva a la conversión de miles de almas.
Si Pedro se queda inactivo y simplemente pues mira a la gente, observando lo que está pasando y se pone a orar o lo que sea, y no hubiera comenzado a predicarles se hubiera perdido una oportunidad para que el Poder de Dios se manifestara a través de él. Al contrario, Pedro intuye que hay aquí un momento que Dios quiere usar y entonces proclama la Palabra y Dios lo usa con poder.
Así mismo cuando tú seas lleno del Espíritu Santo Dios va a comenzar a elaborar oportunidades alrededor de ti para servirlo y tú tienes que tener el ojo, y la fe para discernir el llamado de Dios en ese momento y tienes que activarte. Si desperdicias esa oportunidad estarás contristando el Espíritu Santo y vas a tener entonces que empezar de nuevo otra vez, porque el Espíritu del Señor espera ser obedecido. Y cuando tú tienes el Espíritu dentro de ti, Dios espera que te muevas con gran diligencia y gran autoridad.
Por eso el apóstol Pablo le añade a Timoteo en ese mismo pasaje: "Te aconsejo que avives el fuego del don de Dios que está en ti" dice: "porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio." Pablo le estaba diciendo a Timoteo: el Espíritu que tienes dentro de ti es un espíritu de dinamismo, es de ser un empresario del Reino y aprovechar todas las oportunidades que te vengan a la mano para activar el Poder de Dios y para usar el don, el talento que Dios te ha dado.
Samuel le estaba diciendo a Saúl: ahora, cuando hayas recibido ese poder ponte en acción y las oportunidades que te vengan aprovéchalas, porque Dios va a traer asignaciones a tu vida para que tú hagas lo que Él quiere que tú hagas como rey que ha de liberar a su pueblo.
Dios nos ayude a vivir vidas activas y dinámicas en el Poder del Espíritu Santo, observando siempre a nuestro alrededor para detectar las obras y las asignaciones que Dios estará poniendo en nuestro camino. Al aprovecharlas veremos que el Poder de Dios estará allí listo para respaldarnos en todo momento. Dios te bendiga

Los años desperdiciados pueden ser restaurados por un milagro de amor

Yo también te digo que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré Mi iglesia; y las Puertas del Hades no prevalecerán contra ella. Mateo 16:18

Y os restituiré los años que comió la oruga. Joel 2:25

Sí, esos años desperdiciados por cuya causa suspiramos, nos serán restaurados. Dios puede darnos una gracia tan abundante, que, en lo que resta de nuestros días, podremos acumular un servicio que compense todos aquellos años de impiedad, por los que gemimos en humilde penitencia.
Las orugas de la rebeldía, de la mundanalidad y de la tibieza, son ahora vistas por nosotros como una terrible plaga. ¡Oh, que nunca se nos hubieran acercado! El Señor, en Su misericordia, las ha eliminado de nosotros, y estamos llenos de celo por servirle. Bendito sea Su nombre porque podremos levantar tales cosechas de gracias espirituales, que harán que nuestra esterilidad anterior desaparezca. Por medio de una copiosa gracia, podremos sacar provecho de nuestra amarga experiencia y usarla para advertir a otros. Debido a nuestras deficiencias anteriores, podremos quedar más arraigados en la humildad, en la dependencia infantil y en la espiritualidad penitente. Si nos volvemos más vigilantes, celosos y tiernos, ganaremos por causa de nuestras lamentables pérdidas. Los años desperdiciados pueden ser restaurados por un milagro de amor. ¿Les parece una bendición demasiado grande? Creamos en eso y vivamos para eso y todavía podremos realizarlo, así como Pedro se volvió un hombre mucho más útil después de que su presunción fue curada por su manifiesta debilidad. Señor, ayúdanos por Tu gracia.

Hablar como Jesús (Parte 1)

Un problema que es una bendición

ROMANOS 8:28 “Y sabemos que DIOS hace que todas las cosas cooperen para el bien de los que lo aman y son llamados según el propósito que él tiene para ellos” (NTV)


Cuentan que cierto Presidente de los Estados Unidos tenía una pena: Sus ojos eran tan malos que necesitaba usar siempre dos tipos de gafas, unas para ver de cerca y otras para ver de lejos, por lo que estaba obligado a cambiarlas muchas veces al día.


En una ocasión, un enemigo le disparó con un revólver, hiriéndole en el pecho. Después de extraerle la bala, el cirujano, se acercó al Presidente llevando en una mano el proyectil y en la otra el estuche de sus lentes y le dijo:
– “Señor Presidente: El tiro iba bien dirigido a su corazón; lo que le salvó la vida es este estuche que usted guardaba en el bolsillo de su chaleco, al estar sobre el pecho desvió el curso de la bala.”
El Presidente, sin poder creerlo aún, dio gracias a DIOS, diciendo:
– “¡Señor: Y yo que creía que era mi desgracia tener que cargar siempre con mis estuches y lentes pero, en cambio, era mi bendición!”
Un problema de salud, un trabajo que nos fue negado, una relación que fracasó, la negativa de un préstamo y hasta inclusive perder un vuelo o un bus, podría ser una bendición que no vemos. Lo que muchas veces nos parece un fracaso o algo malo podría ser un paso más cerca a nuestra meta y una bendición.
Muchos de nosotros no entendemos por qué DIOS no responde nuestras oraciones y nos frustramos y enojamos, pero ÉL mira mucho más allá de lo que nosotros podemos ver y sabe qué es mejor para nuestras vidas.
“Y sabemos que DIOS hace que todas las cosas cooperen para el bien de los que lo aman y son llamados según el propósito que él tiene para ellos” Romanos 8:28 (NTV)
Confía en los planes de DIOS, aunque te parezca que tus oraciones no han sido respondidas e inclusive llegues a creer que tus peticiones no son escuchadas, espera pacientemente porque a veces somos nosotros quienes, ignorando lo que nos conviene, no sabemos pedir ni discernir lo que es mejor para nuestras vidas pero DIOS en su misericordia nos protege y provee de las mejores cosas.

ORACIÓN: Padre Celestial. Hoy me acerco a Ti para pedirte perdón por todas mis faltas y pecados. Te pido Señor que me des la sabiduría para entenderte, comprenderte y amarte como Tú quieres y gracias porque me cuidas y proteges permanentemente. En el nombre de Cristo, amén.

Buenas Tardes


No te olvides de mi ley

Hijo, no te olvides de mí ley Y tu corazón guarde mis mandamientos……porque largura de días y años de vida y paz te aumentarán……nunca se aparten de ti la misericordia y la verdad; átalas a tu cuello, escríbelas en la tabla de tu corazón……y hallarás gracia y buena opinión ante Mis ojos y ante los ojos de los hombres……fíate de Mí de todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia……reconóceme en todos tus caminos, y Yo enderezaré tus veredas……no seas sabio en tu propia opinión; respétame en temor reverente y apártate del mal;…porque será medicina a tu cuerpo, y refrigerio para tus huesos… Jesús

Confesión: Hoy declaro en nombre de Jesús que no me olvidaré de lo que Dios estableció en Su Ley… la aplicaré con misericordia y con gracia hacia los demás y hacia mí mismo… guardaré en mi mente y corazón Sus mandamientos… pondré mi confianza plenamente en el Señor en toda decisión y en Él solo me apoyaré y no en mi propio entendimiento… le respetaré y me apartaré del mal… haciendo esto tendré el favor de Él y de la gente y tendré mejor y más larga vida y será como medicina a mis cuerpo y refrigerio a mis huesos… Amén.

Referencia Bíblica: Proverbios 3

Semana de celebración: La oración

Ustedes me invocarán, y vendrán a suplicarme, y yo los escucharé. Me buscarán y me encontrarán, cuando me busquen de todo corazón.Jeremías 29:12-13

La oración no debe ser la repetición como loritos de las palabras que nos han enseñado. La oración va más allá, pues es un principio de vida. Es un recurso que nos dejó Dios a fin de interceder por los demás. Es una comunicación directa con Él.
En el momento de la oración debemos abrir nuestro corazón al Padre que está ahí pendiente de lo que estamos orando. Por eso, la oración no es una técnica, aunque debemos aprender a orar y ser precisos en la manera de orar. Es decir, debemos ser específicos cuando le estemos pidiendo algo a Dios.
La oración por las necesidades de los demás trae también tremendos beneficios. En el Manual de Instrucciones, Dios dice que cuando nos preocupamos por los problemas de los demás, Él se preocupa por los nuestros.
La oración es milagrosa. Además, la oración debe servir de protección. Por eso es tan importante cubrir con oración a nuestros hijos, cónyuges y hasta el trabajo y los compañeros. La oración es tan poderosa que Dios nos manda a orar hasta por nuestros enemigos.
La Palabra también nos dice que debemos orar sin cesar. Si no estás acostumbrado a hacerlo, no te preocupes. Empieza poco a poco cuando estés a solas con Dios. Habla con Él y hazlo todos los días hasta que llegue el momento en que, aun cuando estés es la calle, te encuentres en comunicación permanente con tu Padre.


Amado Dios te pido me perdones…

Inline image 3

Amado Dios te pido me perdones cuando me quejo.
Yo puedo escuchar… Tengo piernas para ir a
 dónde quiero… Ojos, para ver los colores del
atardecer… Oídos para escuchar las cosas
que me dicen… una familia hermosa… mis amigos
 que son más que hermanos… en fin tengo
 tantas cosas de porque  agradarte y pensar que
 el mundo es mío porque  toda la creación la hiciste
 para que yo me deleite de ella.

Dad gracias en todo, porque ésta es la voluntad
de Dios para con vosotros en Cristo Jesús.
1 Tes. 5:18

Vé por más

Hay algo en el espíritu del hombre, que nos fuerza a buscar y alcanzar cosas más grandes, más poderosas.
En tiempos recientes, estuvo sonando mucho en los medios la historia de Nelson Mandela. Este hombre, luego de haber pasado 27 años de su vida encerrado, salió y cumplió su propósito en esta tierra. Falleció, pero dejó un legado.
Hay personas que ya son mayores, pero deciden terminar sus estudios, su carrera, y así lo hacen. Hay personas que revolucionan industrias completas; esto, a pesar de todas las circunstancias adversas que se encuentran en su camino a lograrlo. Algunos, inclusive pueden llegar a cometer errores a lo largo de su carrera, de su vida, pero ninguno de ellos les limita de alcanzar lo que se han propuesto.
No puedes permitir que la crítica, la burla, la edad, lo que la gente piense, te limite. Si fuese por eso nadie haría nada en su vida.
Decide que irás siempre por encima de la opinión del mundo. Tú no le vas a agradar a todo el mundo, cuando decides hacer todo lo que Dios ha dicho que tú vas a hacer, pero vive sin límites, ve por más.
La palabra dice que Dios te ha dado un espíritu sin medida, sin límite. O sea, hay algo dentro de ti, que es más grande que las circunstancias que estás viviendo. No te quedes a mitad de lo que Dios tienen para ti.

LAS LLAVES DEL REINO - Oración

Te daré las llaves del reino de los cielos; todo lo que ates en la tierra quedará atado en el cielo, y todo lo que desates en la tierra quedará desatado en el cielo. —Mateo 16:19

Se te ha confiado el misterio de estos principios o claves del Reino para que en esta vida puedas caminar en el dominio divino. En otras palabras, cuanto permitas en la esfera terrenal, el cielo lo permite; y a cuanto digas no en el nombre de Jesús, el cielo te respaldará atándolo. Recuerda, nada sale del cielo hasta que su requerimiento salga de la tierra. Así es de poderosa la palabra hablada. Tiene la capacidad de abrir o cerrar las puertas espirituales y celestiales.

ORACIÓN:


Declaro que este es un nuevo día. Estoy quebrando las limitaciones de mi mente, mi alma y mi espíritu. Decreto y declaro que todos los muros de Jericó caerán, y que voy a poseer todo lo que tú tienes para mí. Ordeno a cada situación y circunstancia que entre en el alineamiento divino. El poder y el propósito de Dios prevalecerán en mi vida, en el nombre de Jesús. Amen.

Tenemos acceso al Padre

Siempre me oyes.
Jesús alzó los ojos a lo alto, y dijo: Padre, te doy gracias porque me has oído.
Padre, glorifica tu nombre. Entonces vino una voz del cielo: Y le he glorificado, y de nuevo le glorificaré.

“HE AQUI, YO HE VENIDO PARA HACER, OH DIOS, TU VOLUNTAD.”

Padre, si es tu voluntad, aparta de mí esta copa; pero no se haga mi voluntad, sino la tuya.
En esto se perfecciona el amor en nosotros, para que tengamos confianza en el día del juicio, pues como El es, así somos también nosotros en este mundo.
Y esta es la confianza que tenemos delante de El, que si pedimos cualquier cosa conforme a su voluntad, El nos oye.

Todo lo que pidamos lo recibimos de El, porque guardamos sus mandamientos y hacemos las cosas que son agradables delante de El.

Sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que El existe, y que es remunerador de los que le buscan.

Vive perpetuamente para interceder por ellos.

Y si alguno peca, Abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo.


Jn. 11:42; 41; 12:28 Heb. 10:7 Lc. 22:42 I Jn. 4:17; 5:14; 3:22 Heb. 11:6 I Jn. 2:1

Palabras de Jesús

Sobre el ayuno

Cuando ayunéis, no seáis austeros, como los hipócritas; porque ellos demudan sus rostros para mostrar a los hombres que ayunan; de cierto os digo que ya tienen su recompensa. Pero tú, cuando ayunes, unge tu cabeza y lava tu rostro, para no mostrar a los hombres que ayunas, sino a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público.

Sobre las riquezas

No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde ladrones minan y hurtan; sino haceos tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el orín corrompen, y donde ladrones no minan ni hurtan. Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón.

El ojo: lámpara del cuerpo

La lámpara del cuerpo es el ojo; así que, si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo estará lleno de luz; pero si tu ojo es maligno, todo tu cuerpo estará en tinieblas. Así que, si la luz que en ti hay es tinieblas, ¿cuántas no serán las mismas tinieblas?

Salmo 38: 13-16

Pero yo, como si fuera sordo, no oigo,y soy como un mudo que no abre la boca.14 Soy, pues, como un hombre que no oyey en cuya boca no hay reprensiones.

15 Porque en ti, Jehová, he esperado,tú responderás, Jehová, Dios mío.16 Dije: «No se alegren de mí;cuando mi pie resbale, no se engrandezcan sobre mí.»

Buenos Dias


viernes, 30 de mayo de 2014


El poder del enfoque

“20 Hijo mío, está atento a mis palabras; Inclina tu oído a mis razones. 21 No se aparten de tus ojos; Guárdalas en medio de tu corazón; 22 Porque son vida a los que las hallan, Y medicina a todo su cuerpo. 23 Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida. 24 Aparta de ti la perversidad de la boca, Y aleja de ti la iniquidad de los labios. 25 Tus ojos miren lo recto, Y diríjanse tus párpados hacia lo que tienes delante. 26 Examina la senda de tus pies, Y todos tus caminos sean rectos. 27 No te desvíes a la derecha ni a la izquierda; Aparta tu pie del mal.”

Proverbios 4:20-26

En esta palabra el sabio Salomón nos está diciendo que tenemos que mantener el enfoque. Esto quiere decir que todos los sentidos, la mirada, el oído, todo lugar en nuestra vida tiene que estar enfocado en la Palabra de Dios.

Usted tiene que guardarla en el corazón para que pueda salir de allí en el momento correcto. Esto lo ayudará a enfocarse en lo correcto y le va a traer revelación para que no vaya para atrás sino que vaya avanzando hacia su destino espiritual. Examine a la luz de la Palabra las elecciones que hace cada día y no permita que su vida esté manipulada por conflictos y mucho menos por lo que el mundo pueda venir a tentarlo a usted.

Tenemos que poner los ojos en Jesús para correr la carrera que tenemos por delante con paciencia. Tenemos que enfocarnos en el verbo hecho carne, en el Dios todo poderoso, en la Palabra viviente recibiendo la revelación de su presencia. Permitiendo que opere Dios en nuestra vida para que fluyan las cosas buenas desde su interior, el poder del amor, de la bendición y de la sabiduría. La escritura dice que el hombre bueno, del buen tesoro del corazón saca cosas buenas. Usted es esa persona que ha sido redimida de toda maldición por el poder de la sangre de Jesús, ha sido hecho un hijo de Dios dándole poder, potestad y la autoridad sobre toda fuerza del mal. El hombre bueno saca las cosas buenas del corazón a través de la boca.

Usted puede mantener la atención en la Palabra de Dios con todos sus sentidos. Usted es el instrumento que Dios tiene en esta tierra, Dios tiene planes para hacer cosas grandes y necesita moverse a través de su vida. El respeta el plan que tiene creado. Cuando empiece a descubrir que es el instrumento que Dios tiene en la tierra, se dará cuenta que si cierra los brazos y el buen depósito, le estará cerrando los cielos a mucha gente.
Hay poder en el enfoque, no importando cuánta fe usted tiene, lo importante es en qué la está enfocando. Si la está enfocando en Dios, crecerá, si la está enfocando en la Palabra, se desarrollará y va a conocer la voluntad de Dios y se va a mover con la fe en la voluntad de Dios. Las circunstancias presentes lo distraen del verdadero plan y del correcto enfoque que tiene que tener con el Señor.

Por eso ese poder del enfoque, tiene que utilizarlo todo el tiempo. Esa palabra que usted recibe permita que renueve todo su ser, cambiando su manera de pensar y de hablar para que pueda ver cambios que lo vayan llevando al camino de la bendición produciendo medicina para su cuerpo y produciendo bendición para todas las áreas de la vida. El poder del enfoque lo lleva a experimentar un nuevo nivel de crecimiento y de descubrimiento. Comience a vivirlo hoy.

Oración: Padre, hoy quiero vivir enfocado en ti. Gracias por tu Palabra que me guía y me da la dirección de cómo moverme para alcanzar mi destino espiritual. Guardaré mi corazón, apartaré de mi boca el mal y mis ojos mirarán lo recto. Tu voluntad es la que quiero para mi vida. En el nombre de Jesús, amén.


Hoy El me Atraera hacia El con su Amor


El mensajero

Casi todas las disciplinas deportivas que forman parte de los juegos olímpicos tienen su origen en alguna anécdota o hecho histórico. Este es el caso del maratón, el cual fue tomado en cuenta oficialmente en la versión de Atenas 1896 basándose en una vieja leyenda.En el año 490 A.C, el ejército Persa invadió Grecia con el afán de tomar todo el territorio que tenían. Sin duda la pequeña península estaba aislada y expuesta. Al reunir a los hombres más fuertes notaron que en proporción estaban en desventaja, aun así los enviaron al campo de batalla, pero se barajaba la opción de hacer: alianzas con algunos países vecinos para obtener ayuda.Tras varios días de guerra los Griegos terminaron ganando, de inmediato se llamó a un mensajero llamado Filípides a quien le encargaron dar las buenas noticias a la capital Ateniense para evitar que sus autoridades avanzar en las negociación con otras naciones. En aquel tiempo las alianzas bélicas se negociaban en base a la entrega de territorio, animales, pero también mujeres y niños como esclavos.El atleta corrió casi 250 Km desde el campo de batalla sin detenerse, pero a su llegada solo alcanzó a decir “ganamos”, exhaló su último aliento y cayó muerto.Aunque no existe ninguna documentación que respalde esta historia, fue suficiente para dar origen a una nueva carrera de resistencia para ser incluida en los juegos olímpicos.En la actualidad aún se usan mensajeros en el campo de batalla, muchos soldados tienen la misión de llevar una noticia a pie de un pelotón a otro aunque eso implique exponer sus propias vidas. Pero sin duda no son los únicos que mueren llevando mensajes. Muchos misioneros que llevan el evangelio mueren todos los días en lugares desconocidos por una sola razón. Hablar de Jesús y su sacrificio en la cruz del calvario.Quizás con menos peligrosidad y con más facilidades, hoy en día muchos de nosotros podemos hablar del mensaje de salvación con plena libertad la cual es garantizada por nuestros gobernantes y sus leyes. La libertad de expresión y toda clase de herramientas jurídicas, abren las puertas para la propagación del mensaje del Evangelio.Pero el problema más que en las libertades o prohibiciones se encuentra en la falta de intención y disposición para predicar el Evangelio.Filípides como cualquier soldado de guerra, tenía conciencia de los peligros a los que se exponía cuando llevó su mensaje, pero aun así lo hizo. De igual manera, los misioneros saben que podrían perder sus vidas al viajar a un país extranjero, pero aun así tienen la valentía de hacerlo.Tras su resurrección Jesús hablando con sus discípulos, amigos y seguidores, les encomendó una sola comisión la cual sigue en vigor.Mateo 28:19 dice: “Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo.”Tomemos el ejemplo de Filípides quien no descansó hasta llevar su mensaje aunque esto le costó la vida. Quizás quien lo necesita es tu vecino, tu amigo o colega de trabajo, tu compañero de estudios o quizás tus propios familiares.¿Lo has intentado pero nadie te escucha? No te rindas, cambia de métodos, usa nuevas fórmulas, habla con quien quiera escuchar y actúa de acuerdo a la Biblia, recuerda que muchos te está observando.El mensaje debe ser enviado hasta que exhalemos el último aliento.

TU AUTORIDAD SOBRENATURAL - Oración

Así es también la palabra que sale de mi boca: No volverá a mí vacía, sino que hará lo que yo deseo y cumplirá con mis propósito. —Isaías 55:11



Como carta viviente, portador del Espíritu de Cristo, la Palabra se ha hecho carne en ti, y las palabras inspiradas por Dios que tú hablas tienen autoridad sobrenatural y poder creativo. Las palabras son poderosas. Las palabras afectan tu destino. Un día de murmuraciones y quejas tiene la facultad de retrasarte un año. Eso es una relación de 1 a 365 días. Por lo tanto, no puedes permitirte el lujo de que de tu boca salgan palabras caprichosas, porque la esfera espiritual toma cada palabra pronunciada por el hombre como una orden y un mandato. No discrimina entre una broma, un chiste, un deseo, una orden o un decreto. Así de poderosa es la palabra hablada. Ten cuidado de no quedar atrapado por tus propias palabras.

ORACIÓN:
Padre, no tomo a la ligera el poder de mis palabras. Declaro luz y vida en mi día. Ilumina el camino que tienes para que yo ande. Guíame a toda verdad. Dame conocimiento y comprensión que me hagan ser más productivo. Yo declaro que hoy voy a maximizar mi potencial mientras avanzo con valentía hacia mi destino, en el nombre de Jesús. Amén.

Jesús es el único camino a Dios!

No quiero dejar de compartir esta verdad contigo!


“En el último día, el más solemne de la fiesta,Jesús se puso de pie y exclamó:—¡Si alguno tiene sed, que venga a mí y beba! De aquel que cree en mí, como dice la Escritura, brotarán ríos de agua viva. Con esto se refería al Espíritu que habrían de recibir más tarde los que creyeran en él”. Juan 7:37-39 (NVI)
El agua es esencial para la vida, de la misma manera Dios también es esencial. Creo que todas las personas buscamos a Dios, incluso los ateos y agnósticos, todos buscamos a Dios de alguna manera, quizás en el dinero, en la familia, en el trabajo, en la iglesia, etc. Todos buscamos algo que tape ese vacío que solo Dios puede llenar.
Muchas veces escuche una analogía que decía que Dios está en la punta de una montaña y que uno puede tomar el camino que quiera para subir. Sin embargo…“Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.” Juan 14:6 (NVI)“Porque hay un solo Dios y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre, quien dio su vida como rescate por todos.” 1 Timoteo 2.5-6ª (NVI)
“Entren por la puerta estrecha. Porque es ancha la puerta y espacioso el camino que conduce a la destrucción, y muchos entran por ella. Pero estrecha es la puerta y angosto el camino que conduce a la vida, y son pocos los que la encuentran.” Mateo 7:13-14 (NVI)
¿Por qué es angosto este camino?
Porque solo hay una manera de caminar por el. Y es a la manera de Jesús. En cambio, por el camino que conduce a la destrucción puedes ir como quieras. Caminar a la manera de Jesús no es nada fácil, pero mira lo que dice Salmos 40:2

“El Señor afirma los pasos del hombre cuando le agrada su modo de vivir; podrá tropezar, pero no caerá, porque el Señor lo sostiene de la mano” Salmos 37.23-24 (NVI)Aunque no sea fácil solo Dios nos hace caminar sobre terreno firme, El nos lleva de la mano!
Y ¿Por qué Dios NO nos deja llegar a El de otra manera? ¿Por otro camino?

La respuesta es: Porque Dios es JUSTO y El cumple toda la ley. Así como existe la ley de la gravedad también existen leyes espirituales. Y la única manera de que nosotros fuésemos salvos era que un cordero sin pecado (Jesús) muriera en nuestro lugar. Por eso Romanos 3.22-25 dice: “Esta justicia de Dios llega, mediante la fe en Jesucristo, a todos los que creen. De hecho, no hay distinción, pues todos han pecado y están privados de la gloria de Dios, pero por su gracia son justificados gratuitamente mediante la redención que Cristo Jesús efectuó. Dios lo ofreció como un sacrificio de expiación que se recibe por la fe en su sangre, para así demostrar su justicia.” (NVI)“Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.” Juan 3.16 (NVI)
Por eso “La actitud de ustedes debe ser como la de Cristo Jesús, quien, siendo por naturaleza Dios, no consideró el ser igual a Dios como algo a qué aferrarse. Por el contrario, se rebajó voluntariamente, tomandola naturaleza de siervo y haciéndose semejante a los seres humanos. Y al manifestarse como hombre, se humilló a sí mismo y se hizo obediente hasta la muerte ¡y muerte de cruz!“ Filipenses 2.5-8 (Reina Valera 1960)
Ambos sacrificios, el de Dios padre al dar a su único hijo y el de Cristo Jesús son insuperables. ¡¿Acaso le pediremos a Dios que haga otro sacrificio para que podamos llegar a El de otra manera?!Si hoy quieres aceptar este sacrificio que Dios hizo por ti, acercarte a Dios y caminar por el camino que te lleva a la vida mira lo que dice Romanos 10.9-10:“Si confiesas con tu boca que Jesús es el Señor, y crees en tu corazón que Dios lo levantó de entre los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para ser justificado, pero con la boca se confiesa para ser salvo.”
Si a esta reflexión te la ha enviado un amigo y has aceptado seguir a Jesús, te invito a que te comuniques con la persona que te la envió para que ella pueda acompañarte en este maravilloso camino!

REFLEXIÓN – Jesucristo siempre va a estar.

"Y si me fuere y os preparare un lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mi mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis." Juan 14:3 (NVI)
Estar

Las despedidas son tristes y cuesta dejar a los seres queridos. Hace unos años tuve que viajar por trabajo a Rosario, en Argentina y a Nueva York, en EEUU. El primero fue un viaje de una noche fuera de casa, el segundo fueron quince días. Fueron las únicas dos veces en todo mi matrimonio en que no viajamos todos juntos. Y aunque fueron viajes forzados e inevitables, mi ánimo estuvo muy oscuro.

Lo único que quería era volver a casa. Y fue terrible el momento en decirle “Chau” a Miri y a Juampi (Connie era un bebé) y ver como se alejaba el auto, mientras ellos se quedaban saludando en la puerta de casa.

Cuando leo este pasaje de Juan, me imagino a los discípulos en la misma situación. Habían estado con el Maestro durante tres años, habían caminado, comido, viajado, reído y aprendido juntos durante 24 horas al día, los 365 días del año. Y ahora Jesucristo les dice que se va a ir. ¿Cómo es que los va a dejar? ¿Por qué se tenía que ir? La sensación de vacio y tristeza es conocida pero insostenible.

¿Qué iba a hacer ahora? ¿Cómo iban a ser sus días sin Jesucristo? Sabiendo lo que pensaban Cristo hace esta afirmación que no tiene vencimiento y que sigue vigente hoy para nosotros. Cristo nunca nos deja solos, jamás nos abandona, en su idea, su ausencia física temporal de nuestro lado tiene como único objetivo estar en el cielo preparando un lugar para cada uno. Y si bien la separación es triste, visto desde su óptica, no es tan grave.

Nos cambia algunos años en la tierra sin su presencia física, por una eternidad en el cielo junto a Él. ¿Es significativo 80 años comparados con la eternidad? Nada. Y como si fuera poco, cuando se fue al Cielo, nos prometió enviar al Espíritu Santo para que estuviera siempre con nosotros, teniendo la presencia de Dios cada minuto en esta tierra.

Finalmente, su objetivo es que pasemos una eternidad con Él. ¿Te sentís triste o abandonado? Cualquiera sea tu situación hoy, al realidad es que Dios se ocupa de situación anímica y te asegura que nunca te deja, y que quiere estar siempre con vos.



Un espíritu sin medida

Los límites no son malos, porque nos dan la oportunidad de conocer y de ubicarnos en tiempo y espacio. El conocer el entorno, el marco de referencia, nos da la oportunidad de saber dónde ubicarnos, dónde movernos. Dios dice, en Hechos 17, que ha puesto los límites de nuestra habitación, el lugar donde nos vamos a mover.
Si a un pintor usted le pide un cuadro, lo primero que va a preguntar es si desea un paisaje o una imagen, el tamaño, etc. Esto es necesario para poder desarrollar la obra de arte dentro del espacio que se le ha entregado.
El límite donde vivimos no debería limitar lo que Dios ha puesto dentro de cada uno de nosotros. Los límites que tenemos son para demarcar el espacio, el tiempo y el propósito por el cual Dios nos ha llamado. Hay cosas que Dios no te llamó hacer, que ha llamado a otros y viceversa. Pero, lo que no podemos permitir es que lo que Dios mandó hacer lo hagamos a mitad.
Dios le dijo a Moisés: Hay gente de diez, hay de 100 y de miles. En otras palabras, hay líderes que tienen la capacidad de trabajar con diez, otros con 100 y otros con miles. Pero, lo importante es que cada uno no se conforme con trabajar a la mitad de lo que ha sido llamado, sino el lograr todo lo que Dios ha prometido hacer en su vida y alcanzar su máximo potencial.
Juan 3:34 dice: Porque aquel a quien Dios envió, las palabras de Dios habla, pues Dios no da el Espíritu por medida. El espacio, tu ubicación y lo que Dios va hacer, no puede limitar tu vida porque dentro de ti está el Espíritu de Dios que es sin medida. En la biblia podemos ver como Pablo dice: No voy hacer lo que Dios va hacer con otros, pero sí lo que me envió hacer.
Definitivamente, se estamos viviendo en un momento donde el mundo y lo que nos rodea está en crisis, pero el Espíritu Santo que está dentro de nosotros no tiene medida. Lo que te va hacer grande no es el mudarte a un lugar más grande, sino que el espíritu sin límite, que está dentro de ti, alcance todo lo que tenga que alcanzar dentro del marco de referencia en el cual vivimos.
La historia ha demostrado de hombres y mujeres que fueron capaces de vencer situaciones límites, pues nacieron y vivieron en circunstancias difíciles y se superaron. 1 Crónicas 4:9 vemos a un joven que al nacer su madre le llamó Jabes, pues lo había dado a luz en dolor. Luego, vemos que Jabes invoca a Dios y le dice: Si escucharas mi clamor y ensancharas mi territorio. Su espíritu inquebrantable decía: Si Dios me diera más; y la biblia dice que fue más ilustre que sus otros hermanos.
Puede ser que hoy estés viviendo situaciones límites, pero hoy levántate y declara que nada ni nadie va a limitarte de vivir una vida sin límite, una vida de victoria. El espíritu sin medida que está dentro de ti se desata y, por encima de toda limitación, harás más de lo que jamás has hecho en toda tu vida.


Siempre hay una salida

¡Quién me diera alas como de paloma! Volaría y hallaría reposo.


Y sucedió que al salir el sol, dispuso Dios un sofocante viento solano, y el sol hirió la cabeza de Jonás y él desfallecía, y deseaba con toda su alma morir, diciendo: Mejor me es la muerte que la vida.
Y Job dijo:¿Por qué se da luz al que sufre, y vida al amargado de alma; a los que ansían la muerte, pero no llega, y cavan por ella más que por tesoros;
Muchas son las aflicciones del justo, pero de todas ellas lo libra el SEÑOR.
Ahora mi alma se ha angustiado; y ¿qué diré: “Padre, sálvame de esta hora”? Pero para esto he llegado a esta hora.
Por tanto, tenía que ser hecho semejante a sus hermanos en todo, a fin de que llegara a ser un misericordioso y fiel sumo sacerdote en las cosas que a Dios atañen, para hacer propiciación por los pecados del pueblo.
Pues por cuanto El mismo fue tentado en el sufrimiento, es poderoso para socorrer a los que son tentados.

Sal. 55:6 Jon. 4:8 Job 3:2,20,21 Sal. 34:19 Jn. 12:27 Heb. 2:17,18

¿El amor a Dios o el temor al castigo?

¿Quién es el que condena? Cristo Jesús es el que murió, sí, más aún, el que resucitó, el que además está a la diestra de Dios, el que también intercede por nosotros. Romanos 8:34

Cuando un profeta hable en el nombre del SEÑOR, si lo que fue dicho no acontece ni se cumple, ésa es palabra que el SEÑOR no ha hablado; con arrogancia la ha hablado el profeta; no tendrás temor de él. Deuteronomio 18:22


La doctrina que nos dejó Jesucristo era y es de AMOR, AMOR AL PADRE PRINCIPALMENTE Y AMOR AL PROJIMO. Solamente tuvo pena de aquellos que por diversas circunstancias no lo siguieron. Pero jamás los amenazó, con castigos infernales, pues de hecho se supone que el que no está con Dios, está del otro lado y ciertamente, nada bueno será de esperar cuando a un prójimo se lo lleva el demonio. En el libre albedrío que Dios ha dado a cada persona, no puede obligarlo, menos amenazarlo.
Toda la doctrina cristiana se sustenta en el amor, amor hasta la sacrificio de la vida por la fe en nuestro Salvador, así lo vivieron en carne propia los primeros cristianos, que su amor a Jesucristo era tan grande, que no tuvieron miedo de perder sus vidas en medio de torturas y muerte a la cual más cruel. Amor tan grande que todavía pedían perdón por sus verdugos.
Es ese el amor que debe guiarnos al encuentro con nuestro Creador, no el miedo a las fatalidades, ni el temor al fuego del infierno. Ni a las caras horripilantes de los demonios infernales, al actuar así estaríamos actuando como niños, sin criterio formado, donde solo el temor gobierna nuestras vidas. Donde parece que no hemos entendido la verdadera doctrina de Jesucristo. Donde seguimos con religiosidades del medioevo, entonces prestamos más atención a falsos profetas con falsas doctrinas, que solamente están haciendo fortunas con la palabra de Dios y la ignorancia de muchos cristianos. Bien dice la Palabra de Dios “Mi pueblo perece por falta de conocimiento”.
No, mis hermanos, el verdadero cristiano, se acerca a Jesucristo por amor, por amor puro y sincero y no interesado.
Un matrimonio entre hembra y varón, se establece por lazos de amor que han nacido entre ellos y en ese amor grande, librarán toda clase de dificultades, pero en ese amor, saldrán adelante.
Es bueno recordar lo que dicen las Santas Escrituras en Efesios capítulo 3, 14-21: Por esta causa doblo mis rodillas ante el Padre de nuestro Señor Jesucristo, de quien toma nombre toda familia en los cielos y en la tierra, para que os dé, conforme a las riquezas de su gloria, el ser fortalecidos con poder en el hombre interior por su Espíritu; para que habite Cristo por la fe en vuestros corazones, a fin de que, arraigados y cimentados en amor, seáis plenamente capaces de comprender con todos los santos cuál sea la anchura, la longitud, la profundidad y la altura, y de conocer el amor de Cristo, que excede a todo conocimiento, para que seáis llenos de toda la plenitud de Dios.
Y a Aquel que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros, a él sea gloria en la iglesia en Cristo Jesús por todas las edades, por los siglos de los siglos.
En definitiva, pienso que sería muy bueno que quienes dirigen o tienen la responsabilidad de guiar al pueblo de Dios en nuestras congregaciones pudieran determinar con mejor exactitud las diferencias que existen entre miedo y temor, porque la Palabra de Dios, las establece claramente, que no todos los que comienzan a recibir Palabra en un templo, tiene ya los conocimientos sólidos y bien establecidos, y si a eso sumamos este mal manejo que se hace del temor y del miedo entonces lograríamos congregaciones con muchas limitaciones de entendimiento saludable, pleno, de la Biblia.
Que, como decía antes, los que se acerquen a Cristo lo hagan por amor, conscientes que hemos de cambiar muchas cosas en nuestro proceder, en nuestras vidas, que hemos de tratar de perfeccionarnos cada día, para acercarnos a semejarle así sea levemente, y que luchemos y cuidemos de nuestra salvación con temor y temblor, de forma reverente, no por miedo, no por aquellas cosas que siembran en nuestra mente los que a veces actúan motivados y guiados por otros intereses esos sí que no tienen temor, ni miedo.
Que la iglesia que sigamos fomentando acá en la tierra, aun en los difíciles tiempos que vivimos, no sea una iglesia que se amedrenta, que vive con miedo, que tenga sí, temor de Dios, y que obre en consecuencia, pero que no sea una iglesia miedosa, una iglesia llena de malas cosas que otros sembraren, sino una iglesia fuerte, que analiza, que conoce la Palabra de Dios y que puede discernir sobre lo que sucede a su alrededor, que no esté ciega por seguir sus líderes terrenales si no que tenga una buena visión para que pueda fiarse únicamente de lo que dijo Jesús, una iglesia que esté segura que cuando clamamos a Dios, y le pedimos en su voluntad, y en obediencia, Él nos escucha.
Que encontremos la paz, como nos decía Jesús en Juan 14:27, la paz que Él nos dejó, la paz que nos dio, no como la da el mundo para que no se turbe nuestro corazón, para que no tengamos miedo.
Que el Señor nos ayude en este entendimiento y podamos lograrlo en su Amor que es perfecto. Dios les bendiga.


Así te hablo

Hijo así te hablo: Yo que Soy el Primero y el Ultimo, el que estuvo muerto y volvió a la vida……sé que sufres y eres pobre y, sin embargo, eres rico.Sé cómo te calumnian los que pretenden ser de mi pueblo y no lo son, pues su congregación la controla Satanás……no tengas miedo por lo que vas a padecer.El diablo aprisionará a algunos de ustedes para ponerlos a prueba.Serán días suficientes que completarán la prueba. Permanece fiel hasta la muerte y te daré la corona de la vida……el que tenga oídos y para quien sea este mensaje escúchelo…Preste atención lo que el Espíritu dice a las Iglesias: El vencedor no tiene nada que temer de la segunda muerte… Jesús

Confesión: Hoy declaro en nombre de Jesús que no me consideraré pobre por sufrir o no tener los que otros tienen porque Cristo me dice que soy rico… trataré a la calumnia por ser de Cristo como un privilegio y no como una deshonra… permaneceré fiel al Señor hasta el fin y recibiré la corona de la vida… no temeré a la muerte eterna… Amén.

Referencia Bíblica: Apocalipsis 2

No condenes

No se conviertan en jueces de los demás, y así Dios no los juzgará a ustedes. Si son muy duros para juzgar a otras personas, Dios será igualmente duro con ustedes. Él los tratará como ustedes traten a los demás. Mateo 7:1-2 (TLA)Hace unas semanas atrás me encontré con un amigo que no veía hace mucho tiempo. Me contó que su vida había tomado un rumbo distinto al que él había imaginado porque siempre había soñado casarse con una muchacha sin ningún compromiso del pasado, pero hace dos años el se enamoró de una mujer que tenía una hijita de una relación anterior. Al principio los padres de él no estaban de acuerdo pero al pasar el tiempo y conocerlas, ellas se fueron ganando su cariño, respeto y admiración.Sus ojos brillaron y una sonrisa se dibujó en sus labios cuando me contó cómo se conocieron, cómo se enamoró de ella, cómo fue la primera vez que conoció a la niña y los lindos momentos que compartían los tres yendo al parque, manejando bicicleta, jugando y viendo películas. Me confesó que estaba enamorado y decidido a casarse con ella, quería formar el hogar que tanto había anhelado a pesar de los comentarios de algunos familiares y amigos que aún le aconsejan que no tomara esa decisión.Con este ejemplo, comprendí que no podemos juzgar a las personas simplemente por lo que vemos o escuchamos sobre ellas, debemos conocerlas, darles la oportunidad de que nos compartan aquellas experiencias del pasado que marcaron sus vidas y aceptarlas, porque nosotros o uno de nuestros seres queridos hubiera podido estar en su lugar.Jesús se levantó y les dijo: -Si alguno de ustedes nunca ha pecado, tire la primera piedra. Juan 8:7 (TLA)En este día pidamos perdón a Dios por todas las veces que emitimos juicio, lastimando con nuestras palabras el corazón de algunas personas. Anhelemos llenarnos de su presencia diariamente y pidamos que su amor inunde nuestro ser, porque solo de esa manera podremos llegar a pensar, sentir y hablar como Él.En vez de condenar, mostremos amor y bondad a todos los que nos rodean.

Tiene un precio

Lee Lucas 14.24-30

La realidad es que el hombre cree ser el amo de su propia alma, el capitán de su propia fe, el monarca de su propio mundo y el rey de su vida. Dile a alguien que tiene que morir a sí mismo, negarse a sí mismo, y es muy difícil que lo acepte. Si predicas un evangelio que no incluya esta verdad las personas lo aceptarán sin dificultad y por millares. Pero comienza a predicar el verdadero evangelio que llama a la negación propia, total y absoluta, al reconocimiento de que el hombre sin Cristo no tiene nada por lo cual es digno, nada por lo que pueda ser alabado y nada que pueda hacer por sí mismo para ser salvo y verás que pocos se interesan. Por doquier vemos que hoy, más y más, se predica y se enseña un evangelio motivacional, centrado en el hombre y sus posibilidades, y no en Cristo y su suficiencia.
Estar dispuesto a matar todo lo que eres —tus esperanzas, tus sueños y tus ambiciones— por causa de la perla de gran precio, por causa de Cristo, no es fácil. Es difícil encontrar que se predique esta verdad y es aún más difícil, una vez que la has escuchado, someterte a ella porque el hombre se adora a sí mismo. Él es su propio Dios.
Necesitamos decirles a las personas que no vengan a Cristo para sentirse bien acerca de ellos mismo, para sentirse realizadas. Jesús no es mi sirviente. El Señor quiere que esté dispuesto a decir: «Yo abandonaré todo lo que creo que necesito por la causa de Cristo».
Si vienes a Cristo tienes que tomar en cuenta el costo. Tienes que hacerlo así antes de pretender venir a Cristo. ¿Entiendes que hay un precio que pagar? Sabes que el precio es aborrecer a tu padre y a tu madre si es necesario, aborrecer tu propia vida y cargar tu cruz cada día. Ese es el precio. No hay nada en el mundo que valores lo bastante como para perder a Cristo.
Jesús afirma en Lucas 14.33: «Así, pues, cualquiera de vosotros que no renuncia a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo». Tienes que estar dispuesto a abandonarlo todo. No vas a ser salvo por deshacerte de tus lastres terrenales, pero tienes que estar dispuesto a dejarlo todo. Esa es la medida de tu devoción a la causa de Cristo. Tendrás que negarte a ti mismo todos tus deseos mundanos, tendrás que negarte a tu derecho a la vida y entregarás tu vida si es necesario por la causa de Jesucristo. También te someterás a su voluntad, siguiéndole dondequiera te pida el Señor.

Reflexión:
Estoy dispuesto a abandonarlo todo por Jesucristo.

Semana de celebración: La búsqueda

Busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas les serán añadidas.Mateo 6:33

Esta semana la hemos dedicado a celebrar todo lo que Dios ha hecho en nuestras vidas y lo que hará. Hemos realizado un recorrido por distintas situaciones en las que hemos visto su protección, sus nuevas oportunidades, su fidelidad y sus regalos de amor. La pregunta que cabe ahora es la siguiente: ¿Cómo es que después de todo lo que Él hace por ti no vas a la iglesia?
Dios quiere que vayas a la iglesia porque allí crecerás en lo espiritual y escucharás palabra que necesitas oír. Además, cuando vas a la iglesia, estás ayudando a guardar tu vida y la de tus hijos de modo que crezcan en sus caminos rodeados de personas que se preocuparán por sus vidas. También te podrás sentir útil. Muchas veces las personas me dicen: «¿En qué puedo ayudar si quiero servir a Dios y deseo hacer algo por los demás?».
Pues bien, las iglesias están llenas de necesidades, ya que son los hospitales de los enfermos del alma. De la misma forma en que tú saliste adelante y te ayudaron, otros necesitan hoy de ti.
Si ya estás en la iglesia, ámala, cuídala, apoya a tus pastores y sigue haciendo lo que Dios te manda. Si aún no vas a ninguna iglesia, es tiempo de buscar una que tenga una sana doctrina y donde tus hijos se puedan sentir felices. Deja el pretexto de que trabajas mucho y no tienes tiempo de ir a la iglesia. ¡Mucho cuidado! Dios podría pensar igual: «No tengo tiempo para tus problemas tampoco».
Hoy celebramos que la búsqueda de Dios y tener una iglesia es una bendición.

Palabras de Jesus

Sobre la oración: el Padre Nuestro

Y cuando ores, no seas como los hipócritas; porque ellos aman el orar en pie en las sinagogas y en las esquinas de las calles, para ser vistos de los hombres; de cierto os digo que ya tienen su recompensa. Mas tú, cuando ores, entra en tu aposento, y cerrada la puerta, ora a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público.
Y orando, no uséis vanas repeticiones, como los gentiles, que piensan que por su palabrería serán oídos. No os hagáis, pues, semejantes a ellos; porque vuestro Padre sabe de qué cosas tenéis necesidad, antes que vosotros le pidáis. Vosotros, pues, oraréis así: Padre nuestro que estás en los cielos, santificado sea tu nombre. Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra. El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy. Y perdónanos nuestras deudas, como también nosotros perdonamos a nuestros deudores. Y no nos metas en tentación, mas líbranos del mal; porque tuyo es el reino, y el poder, y la gloria, por todos los siglos. Amén. Porque si perdonáis a los hombres sus ofensas, os perdonará también a vosotros vuestro Padre celestial; mas si no perdonáis a los hombres sus ofensas, tampoco vuestro Padre os perdonará vuestras ofensas.

Salmo 38: 9-12

Señor, delante de ti están todos mis deseosy mi suspiro no te es oculto.10 Mi corazón está acongojado, me ha dejado mi vigor,y aun la luz de mis ojos me falta ya.11 Mis amigos y mis compañeros se mantienen lejos de mi plaga,y mis cercanos se han alejado.

12 Los que buscan mi vida arman lazos,y los que procuran mi mal me amenazany traman engaños todo el día.

Buenos Dias


jueves, 29 de mayo de 2014


¡Se aceptan pecadores!

No he venido a llamar a justos, sino a pecadores al arrepentimiento. Lucas 5:32

Pero yo soy como olivo verde en la casa de Dios; en la misericordia de Dios confío eternamente y para siempre. Salmos 52:8

Desde que recibí la invitación a compartir en aquel pueblito de mar lo que Cristo ha hecho en mi vida, intuí que algo bueno iba a aprender. La noticia de la visita de un grupo de cristianos a aquel pequeño pueblo movilizó a la iglesia local. Basta con la acción de unos pocos que se hayan comprometido verdaderamente por la causa de Cristo para que el Señor se deleite en obrar en un lugar donde habitan unos cuantos miles de ateos e inconversos a los que Dios también ama. Una humilde iglesia nos esperaba con alegría y gozo. En la pequeña sala de reunión, una cruz indicaba la identidad de los fieles y debajo de ella, escrita cuidadosamente, una sentencia evangélica que estremeció mi corazón: ¡Se aceptan pecadores!
Como el pueblo en cuestión está pegadito al mar, no son pocos los que, según el pastor local, se acercan a la lectura y le sugieren: –Pastor, el letrero tiene una falta de ortografía, le falta una s a la palabra pecadores; se dice pes-ca-do-res -. Cuenta el pastor que esta “estrategia” evangelística le ha dado buen resultado. Su congregación está formada en su mayoría por pescadores y sus familias, a quienes él ha enseñado que no sólo eran pescadores, sino pecadores.
Y añade el pastor: -Todavía está palabra suele ser mal entendida y explicada. Esta es una oportunidad para decirles a las personas, con amor, la condición en que se encuentran sin la presencia de Dios en sus vidas y para invitarles, después de aclarar lo que es el pecado y lo que significa, que hay esperanzas para sus vidas si se arrepienten y dan un paso de fe recibiendo al Señor-.
Bella lección. Para pescar hombres el Señor diseña las redes y las coloca en nuestras manos. Asume que no hay carnada más efectiva para pescar que un testimonio que impacte al mundo porque viene de la llenura del Espíritu. Jesús dijo: “Pero cuando venga el Espíritu Santo sobre ustedes, recibirán poder y serán mis testigos…hasta los confines de la tierra” (Hechos 1.8). Él no dijo: serán mis pastores, mis maestros, diáconos o evangelistas, sino testigos, simplemente mis testigos. Proviene de una raíz que quiere decir “repetir, hacerlo de nuevo” (Nuevo Diccionario de la Biblia).
La iglesia debe evolucionar y revolucionarse para lograr metas de tamaño Dios. Según G. Barna,* los analistas estiman que nuestra cultura se reinventa a sí misma cada 3 a 5 años. Esto significa que la iglesia debe renovarse constantemente para ponerse a tono con su entorno porque es la única manera en que podremos influenciar en la cultura secular y ser testigos efectivos. Claro está, sin comprometer el mensaje de salvación que es lo único que nunca, nada ni nadie, podrá cambiar.
Comencemos por poner un cartel en nuestro corazón: ¡SE ACEPTAN PECADORES! ¿Más evangélico? ¡SE BUSCAN PECADORES! ¡Ah!, si alguien se acerca interesado en el anuncio explíquele que Ud. ya no es esclavo del pecado y que sabe confesarlos y arrepentirse delante de Dios, que lo único que lo ha hecho especial es el amor de Cristo, que ya no tiene condenación (Por tanto, ahora no hay condenación para los que están en Cristo Jesús, los que no andan conforme a la carne sino conforme al Espíritu. Ro 8.1) y que la sangre de Cristo fue suficiente para limpiarnos y andar en la luz (Pero si andamos en la luz, como Él está en la luz, tenemos comunión los unos con los otros, y la sangre de Jesús su Hijo nos limpia de todo pecado. (1 Jn 1.7).
Pescamos hombres, de cualquier condición y en cualquier circunstancia. Las redes del Señor están tejidas con hilos del cielo y soportan el peso de toda condición pecaminosa en pescadores, ingenieros, artistas, comadronas, poetas y políticos. La estrategia puede cambiar, la meta no. Cristo vino a llamar a pecadores al arrepentimiento, el testigo a repetir lo que ha aprendido del Señor y a hacer exactamente lo que Él hizo: llamar, invitar, persuadir – motivados exclusivamente por el amor a Dios y a los demás- para que otros crean. ¡Prepara tu cartel y clama al Señor por una buena red!

¡Dios te bendiga!

Aquí algunos consejos

Hijo, aquí algunos consejos:

…no te canses persiguiendo la riqueza, deja de pensar en ella……porque apenas se la ve ya desapareció. Se pone alas e igual que un águila se pierde entre las nubes……no comas el pan de un hombre interesado, no codicies sus manjares delicados……porque toda su actitud es calculada: “¡Come y bebe!”, te dice, pero su corazón no está contigo……no aconsejes a un tonto porque despreciará aun tus palabras más sensatas……no cambies un límite antiguo y menos te apoderes del campo que pertenece a los huérfanos……ellos tienen a un poderoso defensor, Yo mismo, quien asumirá su causa en contra tuya aunque tú seas Mi hijo……no vaciles en corregir a un niño: el haberlo disciplinado conforme a la medida de su falta no lo hará morir……debes corregirlo: así lo salvarás de la morada de los muertos……hijo mío, si llegas a ser un sabio ¡Seré el Primero en alegrarme…!…estaré feliz cuando tú estés totalmente en la verdad……no envidies a los pecadores sino que sigue siempre Mi temor……si lo conservas, verás sus resultados, y tu esperanza no será fallida… Jesús

Confesión: Hoy declaro que no envidiaré a los pecadores y no actuaré como ellos… no viviré persiguiendo la riqueza ni trataré de relacionarme con los que son avaros porque su intención oculta al recibirme será usarme… no me aprovecharé del débil y del que no tenga quien le ayude para sacarles alguna ventaja… disciplinaré a mi hijo con la justa medida para que se aparte de lo malo pero no para destruirlo… lo declaro en nombre de Jesús, Amén.

Referencia Bíblica: Proverbios Capítulo 23


Una nueva Luz

Los Markovitz era una de las pocas familias judías que vivían en un apacible suburbio de Pensilvania cuyas calles se llenaban de luces navideñas en Diciembre. Ellos en cambio, colocaban una menorá (Candelabro judío de nueve brazos) encendida en una ventana de su casa como recordatorio de que también era el inicio de la Hanuka, una de sus principales fiestas religiosas.
Un día, a eso de las 5 de la mañana Judy Markovitz se despertó al oír un fuerte ruido. Habían roto la ventana y arrancado la menorá.
Para los Markovitz fue una agresión que removió viejas heridas, ya que los padres de Judy habían estado en el pasado recluidos en un campo de concentración-.
Los Markovitz luego de recuperarse emocionalmente repararon la ventana y al terminar la reparación salieron a visitar al hermano de Judy, sin saber que sus vecinos se disponían a reparar algo más.
En la noche, cuando la familia Markovitz regresaba a su casa, un extraordinario espectáculo los sorprendió al doblar la calle: Casi todas las casas de la manzana estaban adornadas con una menorá resplandeciente. La hija de la pareja, Vicky, hoy día de 18 años, recuerda aquellas ventanas iluminadas como una señal de compasión y solidaridad. “ Fue como si todos los vecinos dijeran: Si vuelven a romper las ventanas de ellos, también tendrán que romper las nuestras”.
Compasión y solidaridad son dos joyas que necesitas hoy recuperar.
Reír con el que ríe y llorar con el que llora. Que nunca demos la espalda al que sufre, porque tarde que temprano se nos pagará con la misma moneda.
Job 19:21 Oh vosotros mis amigos, tened compasión de mí, tened compasión de mí; Porque la mano de Dios me ha tocado.
Mateo 9:36 Y viendo las gentes, tuvo compasión de ellas; porque estaban derramadas y esparcidas como ovejas que no tienen pastor.
Marcos 8:2 Tengo compasión de la multitud, porque ya hace tres días que están conmigo, y no tienen qué comer.


                                    

ORE

Ore como si tododependiese de Diosy trabaje como si tododependiese de usted.
Santiago 2:26


La fe sin obras está muerta.
Efesios 6:18


Con toda oración y súplica orad en todo tiempo en el Espíritu, y así,velad con toda perseverancia y súplica por todos los santos;
Marcos 13:33


Estad alerta, velad; porque no sabéis cuándo es el tiempo señalado.
Lucas 18:1


Y les refería Jesús una parábola para enseñar les que ellos debíanorar en todo tiempo, y no desfallecer,
Hechos 1:14

Todos éstos estaban unánimes, entregados de continuo a la oración junto con las mujeres,y con María la madre de Jesús, y con los hermanos de El.
Romanos 8:26


Y de la misma manera, también el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad;porque no sabemos orar como debiéramos, pero el Espíritu mismo intercedepor nosotros con gemidos indecibles;

                                   

Palabras de Jesús

Sobre las obras de misericordia

Guardaos de hacer vuestra justicia delante de los hombres, para ser vistos de ellos; de otra manera no tendréis recompensa de vuestro Padre que está en los cielos.
Cuando, pues, des limosna, no hagas tocar trompeta delante de ti, como hacen los hipócritas en las sinagogas y en las calles, para ser alabados por los hombres; de cierto os digo que ya tienen su recompensa. Mas cuando tú des limosna, no sepa tu izquierda lo que hace tu derecha, para que sea tu limosna en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público.

Semana de celebración: El amor

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.
Juan 3:16, RV-60

La muestra más hermosa y grande del amor de Dios la hizo hace más de dos mil años cuando Dios entregó a su único Hijo, Jesucristo, para que viniera a este mundo hecho hombre y muriera por el perdón de nuestros pecados.
En realidad, no fue una muerte sencilla, Todo lo contrario, fue la peor manera en que podía morir un ser humano. Fue una muerte de cruz. ¿Sabías que la muerte de cruz era la más humillante en esa época? Así morían los ladrones y los repudiados. Además, era una muerte cruel y lenta.
Recuerda hoy ese sacrificio que Dios hizo por amor a nosotros para darnos una vida eterna.
Cuando tenemos este episodio claro en nuestra mente, podemos comprender que la salvación es un regalo de Dios y que desde ese capítulo de la historia, Dios nunca ha dejado de amarnos. Así nos lo demuestra día a día con la vida, las bendiciones, la naturaleza hermosa que disfrutamos y con la esperanza que cuando nos toque partir de este mundo, estaremos en su presencia por toda una eternidad.

Mantén tus ojos en Él

Jesús dice:"Ya no me verán, pero pronto me verán otra vez." ¿Has perdido de vista a Jesús alguna vez? Por supuesto, a todos nos ha pasado. Cada vez que nos enfocamos en nuestros problemas, sacamos nuestros ojos de Jesús y nos tornamos ciegos a lo que Él está haciendo para ayudarnos. Crecer espiritualmente significa mejorar nuestro autocontrol para enfocarnos en Jesús sin importar lo que está sucediendo. Cuanto antes recordemos hacer esto, más rápido lo volveremos a ver.
Mantener tus ojos en Jesús no significa ignorar todo lo demás. ¡Por el contrario! Debemos mirar al mundo y a los demás con los ojos bien abiertos, sin fantasear, apáticos a nada, rechazando nada,pero viendo todo a través de los ojos y la visión de Cristo Jesús.

Sea cual sea el problema que atrape tu atención hoy, tómate unos minutos para orar y discernir cómo lo está viendo Jesús. ¿Qué está haciendo Él para solucionarlo? Si aún no lo está haciendo, ¿qué querría hacer? A quien sea que te encuentres hoy, considera cómo ve Jesús a esa persona. ¡Preocúpate como Él se preocupa! Cuando tu trabajo, familia o ministerio te preocupa, recuerda que Jesús está al lado tuyo, instruyéndote sobre qué hacer, cómo hacerlo, y cómo ser un testigo de Su amor y verdad. Nunca estás solo. Él es tu compañero con una visión mucho más grande, una comprensión mucho MAYOR, de lo que está sucediendo.
Perder de vista a Jesús nos hace vulnerables al pecado. Entonces, cuando entramos en contacto con nuestros pecados y nos damos cuenta de que hemos crucificado a Cristo lastimando a otros y a nosotros mismos, verdaderamente sufrimos y lloramos, como profetizó Jesús en la lectura de este Evangelio. Pero fíjate que Él agregó:"Llorarán un tiempo, pero su dolor se cambiará en gozo."
¿Qué está causándote dolor? ¿Dónde te falta gozo? ¿Por qué te está faltando? ¿Cómo puede tu llanto ser cambiado en gozo? ¡Jesús sabe la respuesta! Mantén tus ojos en Él. Síguelo.

Cuando rechazamos nuestra necesidad de perdón, o cuando la buscamos pero luego negamos que hayamos sido perdonados, perdemos el gozo de nuestra salvación. De la misma forma, cuando buscamos cosas externas para nuestro gozo, perdemos el don de la alegría que Jesús nos ha dado. Solamente viendo a Jesús como la verdadera fuente de nuestra alegría es que podemos encontrar esperanza y sanación y felicidad duradera. Sólo viendo cómo manejó Él Su vida podemos desarrollar las actitudes correctas para nuestra propia vida. Sólo observando cómo a Jesús le agradaba sufrir por el bien de los demás podremos nosotros encontrar bendiciones en nuestros propios sufrimientos.
Por lo tanto ¡vamos y regocíjate! (Eso significa, ten gozo una y otra vez. ¿Has perdido de vista a Jesús? ¡Mira nuevamente!)















Buenas Tardes


Para Nunca Olvidar

“Nunca olvidamos de donde Él nos sacó. Por su gracia somos lo que somos , estamos donde estamos y haciendo lo que estamos haciendo.” 
Efesios 2:1-5
“En otro tiempo ustedes estaban muertos en sus transgresiones y pecados, en los cuales andaban conforme a los poderes de este mundo. Se conducían según el que gobierna las tinieblas, según el espíritu que ahora ejerce su poder en los que viven en la desobediencia. En ese tiempo también todos nosotros vivíamos como ellos, impulsados por nuestros deseos pecaminosos, siguiendo nuestra propia voluntad y nuestros propósitos.Como los demás, éramos por naturaleza objeto de la ira de Dios. Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor por nosotros, nos dio vida con Cristo”.

Lucas 15:24
porque este hijo mío estaba muerto y ha vuelto a la vida; estaba perdido y ha sido hallado. Y comenzaron a regocijarse.
Mateo 8:22
Pero Jesús le dijo: Sígueme, y deja que los muertos entierren a sus muertos.
Efesios 5:14
Por esta razón dice: Despierta, tú que duermes, y levántate de entre los muertos, y te alumbrará Cristo.
                      

Cuando Suceda

“Cuando lleguemos a la estación sucederá!”, exclamamos. “Cuando cumpla los dieciocho.” “Cuando compre un Mercedez Benz.” “Cuando se hayan graduado mis hijos.” “Cuando pague la casa”. “Cuando consiga un ascenso.”. “Cuando me jubile, ¡Qué Feliz voy a ser por el resto de mi vida!.
Tarde o temprano comprendemos que no existe tal estación; no hay un sitio al que llegar de una vez para siempre. El verdadero gozo de la vida esta en el viaje. La estación es solo un sueño. Se aleja de nosotros sin cesar.
“Disfruta el momento” es un buen lema, sobre todo si lo complementas con el Salmo 118:24: “Este es el día que ha creado el Señor; regocijémonos en él”. No son las cargas del hoy lo que enloquece al hombre. Son los arrepentimientos por el ayer y el miedo al mañana.
Por eso, deja ya de recorrer los pasillos y contar los kilómetros. En Cambio, escala más montañas, toma más helado, camina descalzo con más frecuencia, zambúllete en más ríos, contempla más atardeceres, ríe más, llora menos. Es preciso vivir la vida en pleno viaje. La estación llegará demasiado pronto.
Robert J. Hastings
2 Corintios 5:17 “De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es: las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.”
                       

Él Sabe como te Sientes

Un niño entró en una tienda de mascotas, buscando un perrito. El dueño de la tienda le mostró una camada de perritos en una caja. El niño miró los perritos. Levantó a cada uno de los perritos, los examinó, y los puso de nuevo en la caja.
Después de unos minutos, caminó hacia donde estaba el dueño y le dijo: “Ya escogí uno” ¿Cuánto vale?
El hombre le dijo el precio, y el niño prometió volver en unos días con el dinero. “No te tardes mucho”, le advitió el dueño, “los perritos como esos se venden rápido”.
El niño se volvió y con una sonrisa inteligente le dijo: “No estoy preocupado, el mío estará aquí”.
El niño se fue a trabajar, desyerbando, limpiando ventanas y jardines. Trabajó duro y ahorro su dinero. Cuando tenía suficiente para el perrito, volvió a la tienda.
Camino hacia el mostrador y puso un poco de billetes. El dueño de la tienda clasificó los billetes y los contó. Después de verificar la cantidad, le sonrió al niño y le dijo: “Todo bien hijo, puedes ir a buscar tu perrito.”
El niño extendió la mano hacia la parte trasera de la caja y sacó un perrito flaco, cojo y se dispuso para irse.
El dueño lo detuvo.
“No te lleves ese perrito” le refutó, “Es cojo. No puede jugar. Nunca correrá contigo. No puede ir a buscar nada. Llévate uno de los sanos”.
“No, gracias, señor”, contestó el niño. “Este es exactamente la clase de perro que he estado buscando”.
Cuando el niño se volvió para salir, el dueño iba a decir algo, pero calló. De pronto entendió. Debajo de los pantalones del niño se veía un aparato para su pierna lisiada.
¿Porqué el niño quería al perro? Porque él sabía cómo se sentía. Y sabía que era muy especial.
Jesús sabe cómo te sientes. ¿Estás bajo presión en el trabajo? Jesús sabe cómo te sientes. ¿Tienes más de lo que humanamente puedes hacer? El también. ¿Toma la gente más de ti de lo que puedas dar?. Jesús entiende. ¿No te escuchan tus hijos?. ¿Tus estudiantes no se esfuerzan?. Jesús sabe cómo te sientes.
Eres muy valioso para Él. Tan valioso que se hizo hombre como tú para que vinieras a Él.
Cuando luchas, Él escucha. Cuando añoras, Él responde. Cuando dudas, Él escucha. Él ya pasó por eso.
Hay alguien que te aprecia por lo que eres, te acepta y te ama incondicionalmente, porque ha estado en tus zapatos.. Su nombre es Jesucristo
Porque no tenemos un sumo Sacerdote que no pueda compadecerse de nuestras debilidades, sino uno que fue tentado en todo según nuestra semejanza. Hebreos 4:15.
                                  


Algo Especial para tu Vida



ISAÍAS 64:8 “Mas ahora, oh SEÑOR, tú eres nuestro Padre, nosotros el barro, y tú nuestro alfarero; obra de tus manos somos todos nosotros.”
Un organista de una iglesia estaba tratando de tocar una partitura de Félix Mendelssohn, sin conseguirlo. Después de múltiples intentos, frustrado y muy molesto recogió la partitura y se dispuso a marcharse. No había notado a un extraño que se había sentado en un banco de atrás. Al dar la vuelta para marcharse, el extraño le preguntó si podía el tocar la pieza musical. El organista respondió de muy mala manera: -“Nunca dejo que alguien toque este órgano”-, pero tras dos peticiones amables el organista le dio su consentimiento.
El extraño se sentó y llenó el Santuario de una hermosa e impecable música. Al terminar el organista quedó perplejo y le preguntó: -”¿Quién es usted?”-, el hombre contestó: -”Yo soy Félix Mendelssohn.”- El organista por poco impide al creador de la pieza que tocara su propia música.
Muchas veces nosotros tratamos de tocar los acordes de nuestra vida, e impedimos a nuestro Creador que haga una música hermosa. Así como el organista de mal carácter no dejaba que el gran organista tocara la partitura, así mismo no dejamos que el Señor toque el teclado de nuestras vidas cuando ÉL ya tiene una sinfonía escrita para nosotros. Con mucha frecuencia tomamos la actitud de autosuficientes y somos muy arrogantes, pensando que somos dueños de nuestras vidas no reconociendo a DIOS en ella. En Sus manos santas venimos a ser como barro en las manos del alfarero.
DIOS, como artista supremo, como perfecto Creador, toma en Sus preciosas manos este barro que somos para convertirlo en vasijas útiles. En el proceso de modelaje, DIOS tiene que ablandarnos, tornearnos, darnos forma, borrar las imperfecciones, llenar las grietas, eliminar lo que sobre, y si fuera preciso, empezar otra vez.
Entonces, el Alfarero nos somete al horno de fuego en la etapa final, donde se perfecciona la vasija. Una vez formados conforme al corazón de DIOS, es preciso que seamos pulidos, para que ni en la superficie queden asperezas. Es necesario que de nuestro barro desaparezcan todas aquellas cosas impuras que impiden que seamos material útil para DIOS.
Recuerda que DIOS nos dice: “Ustedes son en mis manos como el barro en las manos del alfarero” (Jeremías 18:6).
Deja que las manos de nuestro Señor Jesucristo se posen en tu vida, y que Él pueda dar los acordes necesarios y hermosos y la llene de su inmenso amor. Digámosle al Señor: “Heme aquí como barro dispuesto estoy en tus manos”.

ORACIÓN: Yo quiero ser, Señor amado como el barro en manos del alfarero, Toma mi vida, y hazla de nuevo, Yo quiero ser, yo quiero ser, un vaso nuevo. En el nombre de Cristo, amén.

Ya no pregunto ¿Por qué?

Ya no voy a preguntar mas a Dios “¿Por qué?”
Porque El tiene mi vida en sus manos y en sus manos nada puede fallar.
Solo voy a seguir mi camino obedeciendo y dandole gracias por todo y en todo tiempo.
Gracias Señor.


”Dejad todas vuestras preocupaciones a Dios, porque él se preocupa de vosotros”
1 Pedro 5:7